Bruselas saca la alfombra rosa con el festival LGTB Pink Screens

BRUSELAS SE POSICIONA COMO UNO DE LOS DESTINOS MÁS GAYFRIENDLY DE ESTE OTOÑO. LA CELEBRACIÓN EN NOVIEMBRE DEL FESTIVAL PINK SCREENS LLENARÁ LA CAPITAL BELGA DE UNA AMPLIA OFERTA CULTURAL Y DE OCIO LGTB.


Como en Arcadia, de Jordi Estrada

El centro de Bruselas, una de las ciudades más gayfriendly de Europa, saca toda su artillería para celebrar la 15ª edición de Pink Screens, el festival de cine LGTB más importante del país, del 10 al 19 de noviembre. La capital belga extiende la alfombra rosa un año más para presentar el Brussels Queer Film Festival, un canto a la libertad sexual y de género proyectado sobre la gran pantalla. Este año más que nunca, las películas son el verdadero corazón del festival, y es que los asistentes podrán disfrutar de cerca de 80 títulos –entre los que se encuentran Barash, O Ornitólogo, Real Boy, Rara o Taekwondo–, además de performances, workshops y varias exhibiciones. 

Como en cada edición, esta cita es una gran oportunidad para viajar, desde la butaca de la sala, alrededor del mundo, de Sudáfrica a Pakistán, pasando por Italia, República Checa o Chile, y poder conocer así las diferentes realidades de la comunidad LGTB dependiendo de la cultura y el lugar en el que ha nacido cada persona. Los cines Nova y Adventure acogerán la mayoría de las proyecciones, y por primera vez el Beursschouwburg –un reconocido lugar de encuentro y debate creativo de la capital– se estrenará como espacio de presentación de una serie de cortometrajes experimentales, que demostrarán la importancia de la libertad y la necesidad de quebrantar los códigos establecidos dentro del mundo del celuloide. 


 O Ornitólogo, de João Pedro Rodrigues

Pero no todo será cine, porque Pink Screens también es un espacio para divertirse, descubrir y conocer gente, y para ello tienen preparadas varias fiestas y muchas sorpresas. Y, por supuesto, habrá cabida para momentos más subidos de tono, con dos proyecciones a medianoche y varios encuentros en los que se tratará el género de la pornografía alternativa con directores como el sueco Marit Östberg, que también presenta su largometraje When We Are Together, We Can Be Everywhere.

Como es habitual, la organización no ha olvidado su compromiso solidario, y este año quiere mostrar su apoyo al festival pakistaní de cine trans AKS, que lleva tres años sufriendo grandes dificultades para sobrevivir. Para ello, Pink Screens venderá bolsas promocionales cuyos beneficios irán destinados a los compañeros de Pakistán.

El broche final a esta puesta de largo del cine LGTB europeo que celebra su 15 aniversario lo pondrá la Pink Night, una gran fiesta con la mejor música –contará con más de 20 DJs–, espectáculos y proyecciones de películas queer de todas las épocas que harán de la noche un gran espectáculo. Bruselas aumenta con este magnífico festival su oferta de ocio LGTB, y se convierte en uno de los lugares de visita obligatoria este mes de noviembre para todos los amantes del cine.


Más info en www.pinkscreens.org
y sobre la oferta Lgtb de bruselas y bélgica en www.visit.brussels/gay
y www.belgica-turismo.es