Los secretos de la noche más canalla

Cuando creías que nada podría sorprenderte, llega Thunder Bitch y desafía a toda una generación a golpe de chupito. Una mezcla de whisky, canela y chili picante que ha revolucionado la noche y de la que hablamos con su Brand Ambassador, Laura García.

POR: Daniel Ródenas Muñoz

Foto: Pablo Carrasco de Juanas

 

Desde Canadá ha llegado un whisky de primera calidad que está haciendo que las noches sean más canallas que nunca. Pero no es whisky cualquiera, está mezclado con canela y chili picante. ¿Sorprendido? Pues seguro que no es la primera vez que has sucumbido a sus encantos en la barra de un bar o durante un festival de música. ¿Te suena Thunder Bitch? Exacto, su mezcla irreverente está conquistando las gargantas de los más atrevidos. Poco a poco ha ido extendiéndose por toda España, ayudado por el boca a boca de los clientes a los que seduce con el dulzor de la canela y el chispazo que aporta el chili. Una auténtica descarga eléctrica de la que hablamos con su Brand Ambassador, Laura García. Una madrileña que ha entregado su vida a Thunder, que siempre ha apostado por sacar adelante una bebida que defiende con uñas y dientes. ¿Quieres saber cómo ha conseguido crear Thunder Bitch de cero o por qué quieren tanto al público LGTB? Ella misma nos lo cuenta.

 

SHANGAY ⇒ ¿Cómo llegó Thunder Bitch a tu vida?
LAURA GARCÍA ⇒ Tenemos que ir varios años atrás. Yo trabajaba distribuyendo alcohol por el centro de Madrid con el que ahora es el dueño de Thunder, Markus Friedmann. La crisis nos obligó a separarnos, y para mí fue un momento muy duro porque coincidió con la ruptura con mi pareja. Pero de repente... llegó Thunder Bitch a mi vida. Markus trajo la bebida a España y creamos lo que es hoy en día.

SHANGAY ⇒ Viviste el nacimiento desde cero...
LAURA GARCÍA ⇒ Empezamos a crear la imagen, el plan de marketing y la filosofía de Thunder con nuestros propios recursos, de una manera muy artesanal. Nos hemos dejado la piel, como yo siempre digo, haciendo marketing de guerrilla. Lo hicimos con la intención de que en un futuro nos apoyase una compañía más grande, y así fue, llegó el Grupo Zamora –empresa española que elabora y comercializa licores– y compró parte de la marca.

SHANGAY ⇒ Entonces, realmente esta bebida es como un hijo para ti...
LAURA GARCÍA ⇒ Absolutamente. He puesto todo mi amor en este proyecto, siempre he creído en él. Llegó en un momento malo de mi vida y me entregué a él, y es la mejor decisión que pude tener. Ahora soy Brand Ambassador de Thunder y estoy contentísima con todo lo que está haciendo el Grupo Zamora, siempre quisimos que fuera esta empresa la que se quedara el licor.


“Se ha creado una rivalidad innecesaria con Jägermeister. Hay sitio para los dos”



Foto: miguelangelfernandezphoto.com

 

SHANGAY ⇒ ¿Por qué lo teníais tan claro?
LAURA GARCÍA ⇒ Tenemos la misma forma de trabajar. A pesar de ser una empresa grande, sigue siendo muy familiar. Mantiene el mismo espíritu que nosotros, muy cercano y cálido. Siento que estamos en el mismo barco.

SHANGAY ⇒ ¿Cuáles crees que son los motivos por los que Thunder Bitch ha conseguido crecer tanto?
LAURA GARCÍA ⇒ Principalmente, ha sido por estos años de trabajo y la ilusión que se le ha puesto. Pero también por la ayuda de los hosteleros, que siempre me han abierto las puertas, y del público, que ha compartido su experiencia con amigos, estos amigos con otros, y así hasta formar una red de boca a boca increíble. 

SHANGAY ⇒ ¿Siempre tuviste claro que la bebida funcionaría?
LAURA GARCÍA ⇒ Sí. Noté que iba a llegar lejos, y por eso puse todo mi esfuerzo y dedicación en la marca. Thunder Bitch es un ejemplo de que si quieres algo, lo puedes conseguir, siempre que tengas el producto adecuado y le pongas corazón.


Foto: Pablo Carrasco de Juanas

 


“Me emociona mucho ver todo lo que hemos conseguido con Thunder Bitch” 


SHANGAY ⇒ Y ahora está imparable...
LAURA GARCÍA ⇒ Para mí es un orgullo ver que algo que hemos hecho desde abajo, con trabajo constante durante años, esté presente en los festivales de música más importantes del país, en algunos hasta con escenario propio. Y muchos medios de comunicación ya hablan de él como la bebida de moda. Por ejemplo, la portada de Shangay la tengo en casa como un tesoro, me queda enmarcarla. Me emociona mucho ver todo lo que hemos conseguido.

SHANGAY ⇒ ¿Qué ha significado para ti que Thunder fuera portada de Shangay?
LAURA GARCÍA ⇒ Ha sido el agradecimiento al público LGTB que llevábamos tiempo queriendo hacer, porque le debemos mucho. Habíamos hecho cosas más enfocadas al rock o con una imagen más underground, pero necesitábamos manifestar nuestro apoyo al colectivo gay. Por eso tuvimos presencia en el WorldPride de Madrid, estamos en locales de Chueca y, como plato fuerte, en vuestra portada. Porque Thunder es para todos, y me consta que triunfa mucho entre el público gay.

SHANGAY ⇒ ¿Y de dónde viene vuestra apuesta por los festivales de música?
LAURA GARCÍA ⇒ Precisamente, porque Thunder es para todos, y los festivales son una manera de llegar a mucha gente y muy diversa en muy poco tiempo. Cada uno tiene un público muy definido, unos son más indies, otros más rock, de música electrónica... Así abarcamos un target mucho más diverso. Para mí ha sido todo un acierto estar ahí, creo que un producto como Thunder tiene que estar presente en eventos así, sobre todo teniendo competidores tan fuertes.

SHANGAY ⇒ ¿Te refieres a Jägermeister?
LAURA GARCÍA ⇒ Sí, Jägermeister es nuestro competidor más potente, aunque realmente no tenemos tanto en común. Muchos medios de comunicación han creado una rivalidad que no comparto, y que considero innecesaria. Yo creo que hay sitio para los dos. Jägermeister es una gran marca y respeto muchísimo su trabajo. Tiene su público y nosotros el nuestro, son licores muy distintos.

SHANGAY ⇒ ¿Y qué nuevos proyectos tenéis en mente?
LAURA GARCÍA ⇒ Los días 29 y 30 de septiembre estaremos en el festival Playground de Madrid, y ya nos meteremos de lleno en todas las novedades de 2018. Pero seguiremos apostando por la música, estando en salas, conciertos, eventos y, por supuesto, siempre con el colectivo LGTB.


Foto: miguelangelfernandezphoto.com

 

Más tendencias, AQUÍ