Medias Puri revoluciona la noche de Madrid

Ya conocemos qué se cuece en la trastienda más especial de la capital. Destripamos Medias Puri con su carismática dueña y parte de su equipo de dirección. 

POR: Joaquín Gasca

Después de un marzo lleno de misterio, por fin se desvela el enigma que tenía a medio Madrid en vilo. Medias Puri, una mercería regentada por una señora con alma de relaciones públicas, acaba de abrir las puertas de su clandestina trastienda, donde el show está garantizado gracias a The Secret, una experiencia única en la capital.    

Puri, de alma rejuvenecida y carisma incontestable, no es capaz de esconder su sonrisa pícara, sabedora de que se va a hablar de ella mucho –y bien– por toda la ciudad. “Yo con 18 años conocí a un marqués, y se enamoró de mí. Él estaba casado y yo soltera, me montó una mercería y allí estuve trabajando muchos años. En esa época me introduje en el mundo del artisteo, porque debajo en la trastienda tenía un after donde hacíamos nuestras fiestecitas... Pero siempre quise tener una sala de fiestas”. Ahora, con traje verde y moño cardado, dará la bienvenida a todo aquel que se atreva a traspasar su morada. “Yo los recibo arriba, bajamos juntos las escaleras y... ¡a disfrutar de este pedazo de local que hemos montado, con estos espectáculos divinos de la muerte!”, nos explica antes de que continúen asediándola a fotos. Ha nacido una estrella.

Minutos antes de la media noche de cada viernes y sábado, la dueña de toda esta locura maravillosa pasa lista en el número 1 de la Plaza Tirso de Molina, donde está su local. Una vez dentro, será momento para entregarse al cabaret, el circo, las acrobacias y actuaciones en directo, grandes protagonistas de su sala central. Esta zona está dedicada a la música electrónica y el rock & roll, pero con la particularidad de que cada show se desplegará e integrará entre el público, no sobre un escenario. Así, esa copa con los amigos solo se verá interrumpida por el guardia de seguridad, que linterna tipo aeropuerto en mano hará hueco en la pista para que se lleven a cabo las performances. “La clave del espectáculo es que todo sucede entre el público” explica su productor Iñaki Fernández, también responsable del éxito de la marca The Hole desde hace años en nuestro país. 

Contará con el apoyo de Chevi Muraday y su asistente Aarón Lobato en la dirección artística. Es este último quien nos aclara la gran diferencia que hay entre ambos espectáculos: “En The Hole te sientas a disfrutar de lo que ocurre, aquí vienes a bailar y de repente pasan cosas, y el show no es seguido. El primero está basado más en el circo y el cabaret, mientras que The Secret va hacia el happening de la performance”. Será muy sencillo asociar todo lo que ocurra en The Secret con la trilogía que ahora vuelve a protagonizar la Terremoto de Alcorcón en el vecino Teatro Calderón. Pero Iñaki destaca: “Hemos querido crear un concepto nuevo y algo diferente, la gente se irá encargando de contar qué ocurre aquí dentro”. Cuando pase ese primer shock invasivo, habrá que estar atentos al hilo argumental, ya que hace referencia a los infiernos de Dante, y todo lo que transcurre entre la virtud y el vicio, visitando los siete pecados capitales. 

Teniendo en cuenta la obra del poeta florentino, era sencillo presagiar una oda a lo erótico-festivo con el rojo infernal (tono elegido para vestir ligeramente a todos los artistas) como color simbólico. Es el momento de recurrir a Felype de Lima, jefe de diseño de vestuario, para explicar el porqué de la monocromía. “Tiene una gran simbología. Yo propuse hacer todo el vestuario de este color porque, al estar en un espacio muy oscuro, tenemos que destacar frente a toda la gente que viene, necesitaba aunarlo y que se diferenciase. Además, si está inspirado en el Infierno de Dante... ¿Cómo no va a poder ser rojo? Se trata del elemento central de The Secret.

Además del espacio principal y pista central con las performances, The Secret cuenta con dos salas más que merece la pena recorrer: el Apotheke, una antigua farmacia transformada en coctelería –con sonidos de los 80 y cocina para degustar sus ya famosos Lobster Rolls–, y la Sala Negra, un rincón underground donde la música funky, soul y R&B es la protagonista. Pero que no se alarmen los vergonzosos, nadie participa de forma activa en el show. “Lo único que sí es verdad es que suceden cosas alrededor, te vas a encontrar que vas al baño y te están recitando poesía, se vive la experiencia en primera persona”, puntualiza Iñaki. “El que baje las escaleras se va a encontrar... lo que quiera encontrarse. Tampoco es un show, ya que el espectador tiene la libertad total para ver los números, charlar con amigos, seguir bailando y elegir una de las tres salas”, añade Lobato.

Así se completa una oferta de ocio nunca vista dentro de un club de la capital: Madrid, tan diversa y abierta al mundo (y que ya calienta motores de cara al WorldPride), necesitaba un Medias Puri. Y viceversa: los dos forman el maridaje perfecto. Iñaki recorrió miles de kilómetros buscando referencias, y estaba convencido de que era importante plasmar lo que ya funciona en lugares como Nueva York, París o Londres. “No había nada así y encontré el hueco para ir a por ello y crearlo”, afirma. “Es muy importante e interesante, tenemos otras discotecas, pero a este nivel de innovación no existe nada igual”, añade De Lima. “Va a ser increíble, y el que baje las escaleras se va a encontrar con... lo que quiera encontrarse, momentos que atrapan y te identifican. ¿Quién no ha sentido ira, violencia o lujuria?”, se pregunta Aarón. “Queremos que el público viva una gran performance, salga muy caliente y que la gente se vaya a su casa a hacer lo que quiera, pero principalmente a follar, eso es lo más importante”, sentencia Felype entre risas. Cualquiera opone resistencia.


MEDIAS PURI ABRE TODOS LOS VIERNES Y SÁBADOS A PARTIR DE LAS 23:30H  EN LA PLAZA TIRSO DE MOLINA, 1 · MADRID