18/06/2018

Nuevas familias: lesbianas, gays y heteros con sus hijos en El Retiro

10 abril, 2017
380
Léetelo en 14 minutos

Paco y Celso siempre quisieron ser padres. Y cuando tuvieron la oportunidad, no se lo pensaron dos veces. Hace unos días, en el madrileño Parque de El Retiro, nos presentaron a sus mellizos, Celso y Hugo. Mientras los peques jugaban con los hijos de las otras familias (un matrimonio de lesbianas y otro de heterosexuales), sus papis nos contaron cómo fue su experiencia, y su opinión acerca de la situación de familias como la suya.

SHANGAY ⇒ ¿Siempre habéis querido ser padres?
PACO ⇒ Sí, era una cosa que desde un principio siempre ha estado ahí, lo veíamos como un paso natural en la relación. Conforme fue avanzando vimos que necesitábamos eso y fuimos a por ello.

SHANGAY ⇒ ¿Por qué os decantasteis por la gestación subrogada?
PACO ⇒ Recurrimos a la gestación subrogada porque estuvimos barajando diferentes opciones y al final esta resulto la más factible por nuestro tipo de vida, viajamos mucho por trabajo [Paco es profesor de español para extranjeros y Celso informático] y otras cosas. Nos informamos, y buscamos un proceso que fuera ético, garantista con todas las partes; nos pusimos a ello y la verdad es que fue una experiencia muy positiva.


“Con la gestante tenemos superbuena relación. Le mandamos fotos de nuestros hijos, ella nos manda fotos de la suya. De otra manera no hubiéramos entendido el proceso”


SHANGAY ⇒ Entonces, ¿el proceso fue bien?
PACO ⇒ Sí, se llevó bien. Aparte, con la gestante tenemos superbuena relación. Muy, muy buena. Tenemos un contacto bastante cercano, nosotros le mandamos fotos de nuestros hijos, ella nos manda fotos de su hija y tenemos una relación muy fluida. De otra manera no hubiéramos entendido el proceso.

SHANGAY ⇒ A la hora de estar con Celso y Hugo, ¿cómo tratan ellos el tema de que seáis dos papás? ¿Cómo se refieren a vosotros?
CELSO ⇒ A mí me llaman ‘pai’ porque soy gallego… [risas]
PACO ⇒ Es una forma natural de decir “a ver cómo les diferencio”. Pues pai aprovechando que él es gallego, y yo soy ‘papá’. De todas maneras, lo van intercambiando, tienen dos añitos solo y a veces pues pai soy yo y él papá, y van como rotando los nombres.


“En el parque, con otros niños, solo vemos normalidad”


SHANGAY ⇒ ¿La situación en el colegio cómo es?
PACO ⇒ Pues todavía no están yendo al cole. Las situaciones que vivimos con otros niños son en el parque, y la verdad que con toda la naturalidad y normalidad del mundo. No hemos tenido nunca una historia mala… A veces, los niños preguntan: “¿Dónde está la mamá de este niño?”. Y nosotros contestamos: “Ah, pues no tiene mamá, tiene dos papás…”. E i incluso hay algún niño que dice por ahí: “Pues yo también quiero tener dos papás, mamá. ¿Por qué yo no tengo dos papás?”. Es decir, que para los niños es una cosa supernormal. Yo creo que somos los mayores los que tenemos prejuicios y demás, ellos lo procesan con toda la naturalidad del mundo.

SHANGAY ⇒ ¿Colaboráis con algún tipo de fundación?
PACO ⇒ Sí, somos socios de dos asociaciones. GALEHI, que es una asociación de familias homoparentales, y luego también participo en la junta directiva de Son nuestros hijos, que es una asociación de familias formadas a partir de la gestación subrogada.

SHANGAY ⇒ ¿Cómo se tomó vuestra familia y entorno el proceso y vuestra decisión de formar una familia? ¿Tuvisteis algún problema? 
PACO ⇒ Todo muy bien. Mi madre es un poco mayor, y al principio pues el típico “explícame esto, que no lo entiendo muy bien”. Estamos hablando de una señora que casi roza los ochenta años y dijo: “Esto que me está contando mi hijo…”. Pero después, encantada. Hubo que explicárselo muchas veces, pero ahora solo quiere que bajemos todo el rato a Granada para ver a sus nietos.

SHANGAY ⇒ ¿Cuáles creéis que son los tópicos, o los falsos mitos o prejuicios, sobre la gestación subrogada que hay que desterrar?
PACO ⇒ Pues se habla mucho de mercantilización del cuerpo de la mujer. Y yo creo que, si por ejemplo, acudimos a una señora, a una gestante, que tiene un nivel económico que le permite vivir con comodidad y que nos garantiza que no está haciendo el proceso por dinero, sino de forma altruista, por echarle una mano a una pareja, a una persona, a una familia que no puede llegar a hacerlo, en nuestro caso por imposibilidad biológica… pues que sea esa la razón. El tema de mercantilización no tiene por qué darse si tenemos ese seguro. Que sea una mujer libre, que libremente decide, valga la redundancia; que sea una mujer que haya tenido más embarazos, que tenga sus hijos propios, que sepa lo que es, lo que implica, que lo haga sabiendo lo que hace. Están también los falsos mitos, mercantilización, uso de la mujer… Nosotros por ejemplo, con nuestra gestante, como os decía, tenemos una relación muy fluida que sería imposible si el proceso hubiera sido de otra manera.

SHANGAY ⇒ ¿Creéis que en España se está normalizando la situación de las familias homoparentales?
PACO ⇒ Sí, yo creo que en ciudades más grandes, como Madrid o Barcelona, se ve, ¿no? En el cole puede haber otras familias homoparentales, y yo creo que acabará llegando esa normalización. Lo que sí hace daño son ciertas plataformas, vinculadas a ciertos movimientos, que quieren como tapar esto, o que lo desvirtúan, intentando venderlo como algo que rompe con la tradición, con la familia y demás. Y ahí sí que tenemos un problema. Pero yo creo que la sociedad está reaccionando muy bien ante este tipo de casos, respondiendo con valentía y diciendo: “Oye, que aquí los que tenéis el problema sois vosotros y no estos chicos”.
CELSO ⇒ Obviamente, en ciudades grandes sí, pero me imagino que en pueblos y tal… pues poquito a poco, pero sí que se va haciendo más visible. Van a ir al colegio y van a verlo lo más normal del mundo.

Si quieres conocer el día a día de dos madres lesbianas, pasa página

Mara siempre había tenido claro que quería tener hijos. Cuando conoció a Susana se decidieron. Ella son las madres de Juan y Jacobo. Juntos vinieron a pasar la tarde con Shangay.com a El Retiro, donde nos contaron los pasos que tuvieron que dar para formar esta bonita familia de dos madres, una ilustradora (Mara) y una correctora (Susana), con dos niños que van a un colegio especialmente elegido para que los niños vivan la integración con naturalidad.

SHANGAY ⇒ ¿Siempre habéis querido ser madres? ¿Por qué elegisteis la inseminación y no otra vía?
MARA ⇒ Yo siempre he querido tener una familia, desde que era joven, y cuando nos conocimos… pues es una de las cosas que empiezas a hablar cuando empiezas una relación. Barajamos varias opciones: adoptar, acoger… Por las dificultades que había en ese momento para adoptar niños, y el hecho de querer tener niños propios, que es quizás un deseo muy fuerte… Al ver que existía la posibilidad, que había clínicas y se podía hacer por inseminación artificial, decidimos esa opción.

SHANGAY ⇒ ¿Cómo fue el proceso? 
MARA ⇒ El proceso de fertilización fue complicado. En todas las parejas siempre hay un cierto número de personas que pueden tener dificultades, y entre esas, también estamos las lesbianas.


“Hemos avanzado, pero no se puede bajar la guardia, tenemos que seguir estando ahí, sobre todo por los niños, porque ellos necesitan vivir y crecer en un mundo libre y normal”


SHANGAY ⇒ ¿Cómo veis la situación en España? ¿Creéis qué esta normalizado o queda mucho por avanzar?
SUSANA ⇒ Queda mucho por avanzar en la sociedad. Sin embargo, es verdad que desde la Ley del matrimonio, que fue por delante de la sociedad, se ha normalizado. Entonces, de alguna manera, en un pequeño mundo, nosotras podemos estar más o menos cómodas. Pero no es la realidad en general.
MARA ⇒ Estoy de acuerdo. La realidad de las familias homoparentales ha avanzado y mejorado mucho, más en grandes ciudades que en sitios pequeños, aunque luego también te llevas gratas sorpresas y en los pueblos también se está avanzando. Ya sabéis que ahora hay una ofensiva, de la parte conservadora o ultraconservadora, en contra precisamente de esa normalización y de todos esos derechos que hemos conquistado. Hemos avanzado pero no se puede bajar la guardia, tenemos que seguir estando ahí, sobre todo por los niños, porque ellos necesitan vivir y crecer en un mundo libre y normal.

SHANGAY ⇒ ¿Habéis tenido algún problema vuestros hijos en el colegio?
SUSANA ⇒ Nosotras elegimos el colegio, no nos hubiésemos metido en cualquiera. Teníamos que elegir uno en el que la diversidad fuera una cosa aceptada y aplaudida. Ahí creemos que estamos, en ese tipo de colegio.
MARA ⇒ En el nuestro hay varias familias homoparentales, aunque no muchísimas. Los niños nunca han tenido ni sentido diferencia, ni en el colegio ni en ningún otro sitio. Viven con total naturalidad que tienen dos madres, y en el colegio ellos hablan de sus dos madres, igual que otros hablan de su padre y de su madre.

SHANGAY ⇒ ¿Cómo os llaman vuestros hijos?
MARA ⇒ Nos llaman a las dos mamá, y a veces mamamara o mamatana o mami, a mí sobre todo me llaman más por mi nombre, Mara.
SUSANA ⇒ A mí me llaman matana, que es mamá-Susana, como una contracción [risas].

SHANGAY ⇒ ¿Conocéis o participáis en algún tipo de fundación u organización de familias LGTB?
MARA ⇒ Una organización que defienda los derechos gays, sí. Yo antes de tener niños estuve un tiempo metida en el COGAM, y trabajé un poco e hice mi parte de activismo; pero cuando tienes niños la verdad es que te queda poco tiempo para el activismo. Sé que hay alguna asociación de familias gays y lesbianas, pero no nos hemos acercado. Hemos ido conociendo a gente que tenía niños… Sin embargo, es verdad que a veces echo de menos conocer familias en nuestra misma situación, personalmente, como amigos.


“Existen pocas familias homoparentales y sobre todo de una determinada edad, es el resultado de la homofobia”


SHANGAY ⇒ ¿Creéis que hay pocas familias homoparentales por las dificultades que se les pone para formar una familia?
MARA ⇒ Existen pocas familias homoparentales, y sobre todo de una determinada edad, precisamente por las dificultades que hemos tenido; es el resultado de la homofobia. Cada vez vamos a ver más niños, vamos a ver más familias de gays y de lesbianas, más diversidad en la sociedad de todo tipo de familias, y también de las homoparentales.

SHANGAY ⇒ ¿Creéis que el Estado debería ayudar para que fueran más fáciles las vías para formar una familia homoparental, como la legalización de la gestación subrogada?
MARA ⇒ Creo que el Estado, en general, tiene que destinar más recursos a luchar contra la homofobia. Creo que queda mucho camino por hacer, y luego tener familias es el resultado de normalizar las situaciones afectivas. Es un deseo natural todos los seres humanos, y dentro de esa normalidad estará que cuanto más aceptado esté, más personas puedan y quieran tener hijos. En cuanto a la gestación subrogada, creo que habría que matizar muchas cosas. Hay una diferencia muy grande entre las gestación subrogada, tal y como se está dando ahora en países donde la situación económica de las madres gestantes es difícil, a que fuera regulada a través de la donación altruista. Es un tema que necesita mucho más debate, y que no solo afecta a las familias homoparentales, sino que afecta también a las madres gestantes y a otros tipos de familia.

SHANGAY ⇒ ¿Crees entonces que el problema está en que el debate de la gestación subrogada todavía no se ha llegado a hacer de forma profunda?
MARA ⇒ Efectivamente. Sobre la gestación subrogada no está habiendo un debate, y además están mezclando varios a la vez. Una cuestión es el derecho de las personas a formar una familia, sea cual sea la realidad afectiva que tengas, y a tener hijos, y otra muy distinta es regular los procesos de fertilización u otro tipo de procesos, que afectan a todas las familias. ¿Cómo pueden las familias homosexuales tener hijos? Está la adopción, la acogida, las donaciones altruistas… Habría que debatir mucho más sobre esto.

SHANGAY ⇒ Una última pregunta. ¿Cómo se decide quien lleva a cabo el proceso de gestación en un matrimonio de lesbianas?
MARA ⇒ Supongo que dependerá de cada pareja. En nuestro caso no hubo ningún conflicto, se fue dando de forma natural todo el proceso en sí mismo. Depende de las familias, son realidades que entran dentro de cada pareja, y yo creo que, en general, por lo que conozco, hay distintas realidades, como que una tiene un hijo y luego otra tiene otro… Realmente, lo que ocurre es que tienes hijos y son de las dos, no te afecta mucho quién lo haya tenido biológicamente.

¿Qué opina de todo esto una pareja heterosexual? Pasa página

Vicente y Ana son lo que podría considerarse una ‘familia tradicional’. Cuando en Shangay.com le propusimos a este matrimonio, formado por un empresario y una organizadora de eventos –padres de Carlota, Daniela y Álex–, hacer este reportaje no tuvieron la menor duda ni el menor reparo. Y eso que los niños no sabían a lo que iban, ni siquiera que había otros pequeños que en vez de padre y madre tenían dos madres o dos padres. Es la mejor prueba de que si todo se hace con normalidad y naturalidad, funciona.

SHANGAY ⇒ ¿Qué opináis de cómo se trata el tema de las familias homoparentales en los colegios?
VICENTE ⇒ Yo creo que es un tema que no se trata en los colegios, no se aborda.
ANA ⇒ Lo van viendo a medida que va surgiendo, y lo ven normal, porque los niños lo absorben todo desde la normalidad. A no ser que los padres les digan lo contrario. Lo que pasa es que en los colegios, por lo menos en el de nuestros hijos, no se ha tratado, y no hay ningún caso en nuestro cole. Entonces, es la primera vez.

SHANGAY ⇒ ¿Cuándo os planteamos hacer un reportaje de este tipo qué pensásteis?
ANA ⇒ ¿Nosotros? ¡Ah! A mí me parece perfecto.
VICENTE ⇒ Nosotros estamos en la sociedad. A nosotros nos dicen que se trata de un reportaje sobre familias y lo vemos una cosa que hay que abordar, porque no creo que se trate en los colegios ni diariamente.

SHANGAY ⇒ ¿Lo habéis hablado alguna vez con vuestros hijos?
ANA ⇒ No, han nacido ya con ello. Tenemos amigos gays, y no hay ningún problema.
VICENTE ⇒ De hecho, yo creo que es lo lógico. Estamos en esta sociedad, van viendo y la verdad que ellos ni se lo plantean. Yo creo que el error sería eso, el plantearlo.
ANA ⇒ El justificarlo. Muchas veces el error está en que hay que justificar algo, ¿por qué? No. Es así. O sea, igual que una cosa la otra.


“El problema lo tenemos los padres. Muchos intentan decirles lo que está bien y lo que está mal, en vez de decir esto es así”


SHANGAY ⇒ Sobre la gestación subrogada y las diferentes vías para que este tipo de familias puedan tener hijos, ¿cómo veis la situación en España? ¿Creéis que está cerca que sea posible?
ANA ⇒ Yo creo que lo tienen muy complicado.
VICENTE ⇒ Está lejos.
ANA ⇒ No lo tienen nada fácil. Me parece que tendrían que tener mejor acceso y una buena organización. Yo creo que lo pasan francamente mal hasta que lo consiguen, e incluso hay gente que ni lo consigue, y es una lástima.

SHANGAY ⇒ Cuando vuestros niños crezcan, ¿lo vivirán con normalidad?
VICENTE ⇒ Nuestros hijos ya viven el nuevo modelo que hay, bueno, nuevo modelo no, las familias, con normalidad. Por lo menos los nuestros. Tampoco nos habíamos planteado explicárselo todavía, ni lo habían preguntado. Pero lo llevan viendo durante toda su vida y entonces, no es una cosa que hayamos tenido que abordar.
ANA ⇒ De hecho, hoy cuando veníamos y les hemos explicado qué íbamos a hacer –“Vamos a conocer a unos niños que tienen dos papás y otros con dos mamás”– fue como si les hubiéramos dicho que íbamos todos de camping. O sea, tan normal.
VICENTE  A lo mejor todavía son pequeños y no saben…
ANA ⇒ No tienen prejuicios.
VICENTE ⇒ Y no saben, quizás, cómo tienen los dos niños los dos papás o las dos mamás, todavía no nos lo han planteado.

SHANGAY ⇒ ¿Creéis que el problema es la gente adulta que crea estos prejuicios e impide que estas familias puedan normalizarse que por los niños?
ANA ⇒ Exacto, el problema lo tenemos los padres. Muchos padres que intentan decirles lo que está bien y lo que está mal, en vez de decir esto es así. Entonces ese es el problema.

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.