22/06/2018

Berkana, la librería que bautizó a Chueca como barrio gay

21 junio, 2017
13
Léetelo en 6 minutos

Fachada de la librería madrileña Berkana, en la calle Hortaleza nº 62

Berkana lleva casi un cuarto de siglo en funcionamiento. La reconocida librería LGTB ha pasado por tres ubicaciones, todas ellas en el barrio de Chueca, y ahora se encuentra en la calle Hortaleza nº 62. Es la primera librería que abrió en España dirigida al colectivo. Una de sus dueñas y fundadoras, Mili Hernández, nos recibe para contarnos cómo empezó todo y cómo ve actualmente el barrio gay por excelencia de España, por no decir del mundo. Pionera en el sector cultural LGTB, junto a Mar de Griñó, esta mujer debe su vida a un negocio que hace unos meses vio peligrar su existencia, aunque con el apoyo de la ciudadanía todo sigue en marcha. La librería madrileña puede presumir, entre otras cosas, de encumbrar y definir a Chueca como barrio gay, pues tuvo los primeros mapas de los locales de ambiente de la zona. Esta entrevista forma parte de un recopilatorio de personajes que han marcado la historia del barrio, que hemos querido incluir en una serie que hemos preparado en shangay.com para celebrar como se merece el WorldPride Madrid 2017.


Mili Hernández y su mujer y socia, Mar de Griñó, dentro de su librería

SHANGAY ⇒ ¿En qué año abrió Berkana?
MILI HERNÁNDEZ ⇒ La librería abrió en 1993. En aquel año lo único que había en la zona era bares, saunas y alguna discoteca, ese era el ocio dirigido al público gay.

SHANGAY ⇒ Fuiste pionera en el sector cultural dirigido al público LGTB…
MILI HERNÁNDEZ ⇒ Berkana fue el primer negocio ‘de día’ que se abrió en esta zona, y trajo una cosa que los demás negocios no habían hecho: una visibilidad de día. Todo el mundo sabía que en el barrio había bares gays, pero esos locales se frecuentaban por la noche; por ejemplo, en el Black & White había que tocar un timbre para entrar. El único café que había durante el día, pero que no se anunciaba como sitio gay, era el Café Figueroa.

SHANGAY ⇒ Servisteis de guía y referencia para muchas personas que visitaban el barrio por su orientación sexual…
MILI HERNÁNDEZ ⇒ Por aquel entonces no había guías de la zona, el barrio no era conocido como barrio gay, aunque todo el mundo sabía lo que había por aquí. Berkana era un negocio completamente abierto y visible, sin ningún problema para mostrar lo que ofrecíamos.

SHANGAY ⇒ ¿Recuerdas algún problema en los comienzos de la librería?
MILI HERNÁNDEZ ⇒ No vivimos ninguna situación complicada con nadie, pero sí que es cierto que tuvimos dos problemas: no teníamos libros y tampoco lectores. Los libros para este público no existían en España, y muchos gays y lesbianas estaban en el armario… Esos fueron los problemas más gordos.

SHANGAY ⇒ Además de pionera en Chueca, ¿también lo fuiste en toda España?
MILI HERNÁNDEZ ⇒ Exacto, la primera en toda España. Plantamos la librería, había muy poquitos libros y nos preguntamos: “Ahora a ver cómo vienen los clientes”. Poco a poco se fue trabajando. La apertura salió mucho en prensa y eso nos ayudó bastante. A la prensa le sorprendió, era la primera vez que un negocio ‘de día’ para la comunidad gay les invitaba a una inauguración. La prensa vino y su cobertura nos dio un empujón que nos vino muy bien.

SHANGAY ⇒ ¿Tiene algún significado la palabra Berkana?
MILI HERNÁNDEZ ⇒ Berkana es el nombre de una runa [inscripción en lengua germánica del siglo III] que significa renacimiento, crecimiento y fertilidad.

SHANGAY ⇒ ¿Ha cambiado vuestro público en estos 24 años de trabajo?
MILI HERNÁNDEZ ⇒ Hay muchos clientes que han crecido con nosotros. Conocemos a algunos que entraron aquí con 18 años y ahora tienen más de 40. Ese público sabe perfectamente lo que significamos, y nos lo ha agradecido en la última campaña que hemos hecho para salvar la librería, porque estábamos muy mal. Esa gente es la que se ha volcado, la que vino aquí con mucho miedo buscando este tipo de libros para intentar entender su situación personal… El año 1993 no era 2017.

Para seguir leyendo la entrevista con la fundadora de la librería Berkana, pasa página


Mili Hernández dentro de la librería Berkana

SHANGAY ⇒ Fuisteis de gran ayuda para muchas personas…
MILI HERNÁNDEZ ⇒ La gente venía aquí, en muchas ocasiones, por necesidad… Necesitaba referentes, quería libros que le respondieran muchas preguntas sobre su sexualidad.

SHANGAY ⇒ A la hora de abrir, ¿tenías algún modelo de librería en la cabeza?
MILI HERNÁNDEZ ⇒ Emigré en 1980 a Londres, y nada más llegar fui a visitar Gay’s The Word, la primera librería gay que se abrió en Londres, y que todavía sigue existiendo. Después fui a Nueva York y, al igual que en Londres, lo primero que hice fue visitar Oscar Wilde Bookshop. Esos dos negocios me salvaron la vida, encontré las respuestas que necesitaba para deconstruirme como mujer heterosexual, porque recibí una educación heterosexista. Me construí como mujer lesbiana y aprendí a amar a las mujeres. Esas librerías me salvaron la vida por partida doble, y Berkana es un homenaje a eso.

SHANGAY ⇒ ¿Cómo fue tu vuelta a España?
MILI HERNÁNDEZ ⇒ Cuando regresé, para mí era muy sintomático que no existiera ningún lugar para orientar a las personas LGTB. Me dije que esto no podía ser así y que no podíamos volver otra vez al armario, no quería volver a sentir lo que había sentido años atrás. Y me impliqué mucho con el movimiento gay.

SHANGAY ⇒ ¿Ayudasteis a que Chueca fuera conocido como barrio gay?
MILI HERNÁNDEZ ⇒ A partir de nuestra apertura y visibilidad a la comunidad, aparecieron más cafés por la zona, lugares con grandes escaparates, shows de drag queens; todo eso se empezó a generar en torno a la librería. Cuando ya éramos unos poquitos y nosotros éramos un punto de información, decidimos hacer un mapa gay en el año 1995, y denominamos a Chueca como barrio gay; el primer mapa de Chueca lo hicimos aquí. La zona era frecuentada por personas homosexuales, pero nadie había ‘bautizado’ al barrio como tal.

SHANGAY ⇒ Tras muchos años en funcionamiento, hace poco habéis estado al borde del cierre. ¿La filosofía de la librería sigue siendo la misma?
MILI HERNÁNDEZ ⇒ Sigue siendo exactamente la misma. Es cierto que ya no hay tanta necesidad de referentes, ahora los podemos encontrar en muchísimos sitios. Los adolescentes ya no vienen con los mismos traumas que hace veintipico años.

SHANGAY ⇒ ¿Hay ahora más librerías LGTB en España?
MILI HERNÁNDEZ ⇒ Sí, en Barcelona y Madrid. Ya no somos la única, pero sí la primera.

SHANGAY ⇒ Queda ya poco para el WorldPride. ¿Crees que se ha perdido ese espíritu reivindicativo que caracterizaba al Orgullo de Madrid hace años?
MILI HERNÁNDEZ ⇒ Era lógico que el Orgullo cambiara, pero nos hemos pasado. Creo que le damos más importancia a lo lúdico-festivo que a la reivindicación. Se podrían combinar perfectamente ambas cosas; habría que tener unos colectivos fuertes, pero el empresariado es el que más dirige. Creo firmemente en la fortaleza de los grupos sociales, con liderazgo y personalidad, que no olviden la importancia de seguir luchando.

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.