21/07/2018

Jennifer Lopez: “Soy una mujer ambiciosa”

5 julio, 2017
22


Una fama ganada a pulso le precede. Y todo hace indicar que los rumores son más que fundados: viaja con un séquito de treinta personas –para una parada promocional de un día–, las exigencias para su breve estancia ocupan páginas y páginas de contrato, la escucha en primicia de un adelanto de su nuevo disco, J.Lo, se realiza casi bajo secreto sumarial, la suite del hotel de cinco estrellas en que se hospeda se encuentra decorada completamente en blanco tal y como a Jennifer le gusta, con detallitos puntuales como unas rosas blancas flanqueadas por sendas velas blancas en la mesita para ‘crear ambiente’, los ‘últimos retoques’ de la estrella suponen una hora de retraso… 

De repente aparece como envuelta en un halo, como recién salida de un remake de Vacaciones en Roma –con diseño de vestuario de Donnatella Versace, por supuesto–: su escueta camisa en estampados florales y su inmensa pamela delatan que ella ya vive en plena temporada primavera-verano, ignorando los dictados del invierno madrileño. J. Lo –como ya la llamaban sus fans neoyorquinos– se puede permitir eso y mucho más.

Eso sí, en cuanto trepa sobre el sofá uno descubre que la naturalidad de ghetto girl no la ha perdido. Si ya dicen que aunque la mona se vista de seda… Y ya quisieran muchas ‘monas’ serlo como la Lopez, que con su irresistible combinación de sex bomb supertrabajadora e ingénue fille de barrio demuestra paso a paso que, de momento, en sus dominios no hay quien le haga sombra.

SHANGAY ⇒ ¿Qué quieres probar con este nuevo disco?
JENNIFER LOPEZ
⇒ Han pasado dos años desde que terminé el álbum anterior y he crecido mucho, no solo como artista, también emocionalmente. Es algo que quería reflejar, aunque musicalmente no hay muchos cambios. lo que más me sigue gustando es la mezcla: al fin y al cabo lo que hago es pop, en ocasiones con sabor latino y en otras con gotitas de r’n’b, rap y hip-hop.

SHANGAY ⇒ Básicamente, lo mismo que en el disco anterior corregido y aumentado, ¿no?
JENNIFER LOPEZ
 ⇒ En este doy más de mí, comparto muchos sentimientos personales. Pero a la vez que pretendo plasmar mis emociones y mis pasiones lo que más deseo es que la gente baile, que es de lo que se trata.

SHANGAY ⇒ Play es probablemente la canción más sorprendente del disco, un cruce entre Music de Madonna y Crazy de Britney Spears
JENNIFER LOPEZ 
⇒ La trayectoria de esa canción es bien curiosa. Tommy [Mottola, supercapo de Sony Music] me llamó desde Suecia, me la puso por teléfono y me dijo que tenía que grabarla. No me gustó nada, pero Tommy se empeñó en que trabajara en ella y me mandó a los productores suecos para que le diésemos vueltas. Como él es el jefe… pues a trabajar en ella. Y al final es una de las mejores canciones del disco.

SHANGAY ⇒ ¿Por qué has elegido a Chayanne para grabar el único dúo del álbum?
JENNIFER LOPEZ
 ⇒ Tenía la canción Dame y quería grabarla con algún artista latino conocido. Chayanne es muy buen cantante y baila muy bien, y era la elección perfecta para poder montar más adelante un buen numerito de baile juntos [risas].

SHANGAY ⇒ El logo con que ilustras el título del disco refleja una conexión evidente con la estética del hip-hop…
JENNIFER LOPEZ 
⇒ Yo lo veo más futurista, como cibernético. ‘J.Lo’ es un diminutivo que me pusieron los fans, siempre que actuaba lo veía en pancartas. Así que he querido rendirles un homenaje utilizándolo para titular este disco, como diciéndoles “aquí tenéis a vuestra J.Lo”.


“A veces juego a los cuentos de hadas y me siento una princesita, pero quienes me conocen saben que soy una niña del Bronx y que siempre lo voy a ser”


SHANGAY ⇒ En el vídeo de Love Don’t Cost a Thing combinas un look muy explosivo con una imagen más natural. ¿Querías transmitir esa dualidad tan característica de tu persona?
JENNIFER LOPEZ ⇒ Cuando trabajo en mis canciones tengo muy clara la emoción que quiero transmitir, y luego intento reflejarla en el vídeo. Como este era el primer vídeo del nuevo disco sentía mucha presión, parece que tienes que ofrecer algo muy especial. Ni Paul Hunter [quien ya dirigió los vídeos de If You Had My Love y Feelin’ So Good] ni yo dábamos con un concepto en el que basar el vídeo. De pronto, estaba un día en el gimnasio corriendo en la cinta y lo vi claro: la historia de una chica que tiene muchísimas cosas materiales pero no está contenta con su relación y con el tiempo que le dedica la otra persona. Así que empieza a tirar todo lo que lleva encima y se acaba sintiendo más feliz y libre.

SHANGAY ⇒ ¿Te podías imaginar que llegarías hasta aquí cuando bailabas a la sombra de Janet Jackson en el vídeo de That’s the Way Love Goes?
JENNIFER LOPEZ 
⇒ Pienso que cada paso que he dado ha sido parte de mi preparación. He colaborado con grandes artistas como Janet Jackson y siempre he ido aprendiendo. Tengo lindos recuerdos de esa etapa y siento que sigo luchando exactamente igual que entonces, porque siempre aspiro a más.

SHANGAY ⇒ El año pasado venciste a todos los grandes artistas de color en las entregas de premios dedicados al r’n’b. ¿Te sorprendieron reconocimientos como el MTV Europe Music Award?
JENNIFER LOPEZ
 ⇒ Mucho, porque no siento que sea una artista de r’n’b. En el caso de premios por Feelin’ So Good lo entiendo un poco porque tanto la canción como el vídeo tienen un cierto sabor r’n’b. Pero prefiero definir mi estilo como latin soul.

SHANGAY ⇒ ¿Qué música escuchas normalmente?
JENNIFER LOPEZ 
⇒ Mucha salsa, r’n’b y pop. Marc Anthony, Luther Vandross y Maxwell son algunos de mis cantantes favoritos.

SHANGAY ⇒ ¿Qué opinas de jóvenes estrellas como Britney Spears y Christina Aguilera?
JENNIFER LOPEZ
 ⇒ Son muy buenas. Han sabido ser las mejores en su estilo, eso está muy bien.

SHANGAY ⇒ ¿Habrías hecho lo que hacen ellas si en su momento te hubiesen ofrecido la oportunidad?
JENNIFER LOPEZ
 ⇒ No, cada cosa se hace a su tiempo y cada persona es un mundo. Yo me siento muy afortunada con mi carrera y quiero seguir grabando discos y haciendo películas, porque soy una artista que se expresa de diferentes maneras. Prefiero centrarme en lo mío y no pensar en lo que hacen los demás.


¿Cómo habla J.Lo de su mítico vestido verde de Versace? ¿Cuál ha sido siempre el secreto de su éxito? Para descubrirlo, continúa leyendo

SHANGAY ⇒ ¿Qué mundo te resulta más cómodo: el del cine o el de la música?
JENNIFER LOPEZ
 ⇒ Son muy distintos. La industria del cine está muy estructurada: los horarios son muy medidos, los sindicatos lo controlan todo…, mientras que en la música todo es una locura. A lo mejor trabajas tres días seguidos y luego paras durante tres semanas, hay una mayor libertad de acción. Pero me siento como en casa en ambos casos.

SHANGAY ⇒ Tras el éxito de taquilla de La celda, ¿cómo se presenta el 2001 para ti cinematográficamente hablando?
JENNIFER LOPEZ 
⇒ La comedia romántica The Wedding Planner [con Matthew McConaughey] se estrena en Estados Unidos la misma semana que sale el disco, y en verano llegará Angel Eyes [con Jim Caveziel]. En esta última daré una imagen muy distinta. Habla sobre los malos tratos, y me resultó muy duro meterme en el personaje de una mujer que tiene que convivir con un padre que abusa de su familia. Me ayudó mucho Luis Mandoki, uno de los mejores directores actuales.

SHANGAY ⇒ ¿Qué ha pasado con el proyecto sobre la vida de Frida Kahlo que ibas a protagonizar?
JENNIFER LOPEZ 
⇒ Teníamos que haber empezado a rodar en enero, pero como se me ha juntado la promoción del disco y de mi nueva película lo hemos tenido que posponer. Así que ahora rodaré antes Enough, dirigida por Michael Apted, y después me he comprometido a concentrarme en ese proyecto.

SHANGAY ⇒ Tu imagen te valió recientemente el premio Versace 2000 en los VH-1/Vogue Fashion Awards por ser “el personaje que mejor personifica la energía y el riesgo del diseñador”. ¿Qué sentiste al convertirte oficialmente en ‘chica Versace’?
JENNIFER LOPEZ 
⇒ Todo fue por el famoso vestido verde que llevé a los Grammy, ¡nunca pensé que se montaría un escándalo así! Me encanta la ropa, siempre me ha interesado la moda, pero no quiero convertirme en esclava de una firma, así no se disfruta. Procuro no imponerme presión en cuanto a mi aspecto exterior porque se puede convertir en algo autodestructivo. Mi estado de ánimo es muy distinto según el momento y utilizo la ropa para reflejarlo: unos días me quiero sentir más sexy, otros más femenina, otros más sencilla, otros más rock’n’roll… Tengo la suerte de trabajar con grandes diseñadores como Donnatella [Versace], Roberto Cavalli y Dolce & Gabbana; todos son muy generosos conmigo.

SHANGAY ⇒ ¿Qué se necesita para triunfar de la manera que tú lo has hecho?
JENNIFER LOPEZ
 ⇒ Tienes que quererlo por encima de todas las cosas. Soy ambiciosa, siempre lo he sido y no creo que sea algo malo. A veces se utiliza de forma despectiva cuando describe a una mujer, no lo entiendo. Prefiero ser ambiciosa que una vaga. Llevo toda la vida luchando por los sueños que tenía de niña y pienso seguir haciéndolo.



“Siempre he sido ambiciosa y no creo que sea malo, aunque es un término que se utiliza de forma despectiva cuando describe a una mujer”


SHANGAY ⇒ ¿Cómo lleva una chica de barrio como tú el viajar con un séquito de treinta personas que te acompaña a todas partes?
JENNIFER LOPEZ
 ⇒ A veces se me hace raro. Yo pasaba mucho tiempo sola, peleando por salir adelante Es muy curioso lo que se crece cuando las cosas te van bien [risas]. Pero una se acostumbra con facilidad; te rodeas de personas que te quieren y que pretenden ayudarte, y eso se agradece mucho. Esa que lucha por mí y por lo que yo quiero son como mi familia. A veces jugamos a los cuentos de hadas y me siento una princesita, pero todos ellos me conocen bien y saben que soy una niña del Bronx y que siempre lo voy a ser.

SHANGAY ⇒ Aunque sabrás que te acompaña una reputación de diva insufrible, exageradamente exigente y caprichosa…
JENNIFER LOPEZ
 ⇒ Lo que pasa es que la gente que trabaja a mi alrededor intenta que todo esté siempre perfecto. Saben que trabajo mucho e intentan que me sienta cómoda en todo momento. Saben que trabajo mucho e intentan que me sienta cómoda en todo momento. “Como a Jennifer le gustan mucho las flores blancas vamos a llenarlo todo de flores blancas”, cosas así. Las interpreto como muestras de su cariño y las agradezco mucho. Pero no es que si entro en la suite y no están las flores lo vaya a destrozar todo, ¿me entiendes? Yo no soy así. Si no me ofrecen agua soy incapaz de pedirla, prefiero antes morirme de sed, con eso te lo digo todo.

SHANGAY ⇒ Continúas apareciendo constantemente en las listas de las personas más bellas y deseadas. ¿Con qué filosofía las sigues?
JENNIFER LOPEZ 
⇒ Es algo lindo. Las ves y dices “mira, ahí estoy”. El problema viene cuando de pronto dices: “¿Y por qué en esta no me han incluido?” [risas]. Me lo tomo como una diversión, no estoy todo el día estresada para asegurarme el puesto el año que viene.

SHANGAY ⇒ ¿Qué echas ahora mismo en falta en tu vida personal y profesional?
JENNIFER LOPEZ
 ⇒ En lo profesional, nada. Mi vida personal está totalmente enfocada hacia el trabajo y lo tengo muy asumido. No tengo tiempo para nada, ni para ver a mi familia ni a mis amigos. Es el sacrificio que tengo que hacer para sacar adelante mi carrera. Y lo acepto… por ahora.



ENTREVISTA EXCLUSIVA PUBLICADA EN EL NÚMERO 155 (Año VII, del 15 al 28 de enero del 2001) DE SHANGAY EXPRESS

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continúas navegando consideramos que acepta su uso. Más información en la información sobre cookies.

 

Cerrar
x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.