21/06/2018

Susi Sánchez y Bárbara Lennie, frente a frente en ‘La enfermedad del domingo’

16 febrero, 2018
36

Susi lleva total look Maliparmi , joyas Aristocrazy Labios: Rouge allure  Nº184 Incantevole (34€) de CHANEL Barbara lleva total look Xevi Fernández, joyas Aristocrazy   Cejas: Stylo Sourcil Waterproof  Nº 802 Auburn (39€) de CHANEL Ramón lleva jersey Celio, chaqueta Minimum, vaquero Gas, reloj Hugo Boss


No es la primera vez que Ramón Salazar cuenta la historia de una familia desestructurada. Pero sí es la primera vez que centra su atención en dos únicos personajes, tras apostar por repartos corales en sus tres películas anteriores, Piedras (2002), 20 centímetros (2005) y 10.000 noches en ninguna parte (2013). Esta vez ha preferido desnudar su cine de cualquier artificio añadido, y centrarse en el drama de dos mujeres, madre e hija, interpretadas por Susi Sánchez –por curioso que resulte, en su primer protagonista en cine– y Bárbara Lennie. La película son ellas dos, y punto.

Chiara (Lennie) reaparece en la vida de Anabel (Sánchez) más de treinta años después de la abandonara. Descubre que el nivel de vida de su desaparecida madre es impresionante, y solo le pide que pase diez días con ella, en su rústica casa en medio de ninguna parte, en plena naturaleza. Anabel acepta, consciente de que esos diez días cambiarán la vida de las dos. No se puede –ni se debe– contar más. Lo suyo es verla y sentirla, porque es de esas películas intensas, sin concesiones, que remueven.

Bárbara Lennie y Susi Sánchez, en un momento del rodaje de La enfermedad del domingo.

Es un duelo de dos actrices en estado de gracia en toda regla, aunque ellas no quieren definirlo así. “Ha sido todo lo contrario a un duelo, porque no ha supuesto un enfrentamiento, sino todo lo contrario”, afirma Susi. “Es verdad”, reafirma Bárbara. Aquí sí las tenemos en un mano a mano, en una conversación que revela lo que se admiran la una a la otra, y lo felices que están de esta experiencia que les ha servido en bandeja Ramón Salazar, para el que se deshacen en elogios. “Ramón escribe historias muy peculiares y con mucha hondura”, dice Susi, que colaboró activamente con el director en la creación de su personaje, y al que le une una relación muy especial desde 10.000 noches en ninguna parte –que le supuso una nominación al Goya–.

Lennie ha conocido a ramón Salazar ahora, y no puede estar más contenta. “Ha sido un descubrimiento maravilloso, y a la vez me ha abierto las puertas a un mundo muy sugerente y una creatividad que nos ha hecho conectar de una manera muy directa y bella”. Su encuentro –y desencuentro en la ficción– lo vivieron sobre todo frente a la cámara, porque el rodaje no les invitaba a compartir muchos momentos. “Apenas hablamos durante él, pasábamos mucho tiempo solas”, recuerda Susi. “Es algo que establecimos de manera tácita. Porque durante la película hay una comunicación muy sutil entre ellas, y nos manteníamos muy concentradas, con mucho respeto la una por la otra”.


La enfermedad del domingo era un reto bonito, que nos iba a exigir mucho: es lo que buscas como artista” (Bárbara Lennie)


La responsabilidad era enorme, porque toda la película recae sobre sus hombros. “Por suerte nunca me lo planteé así; si no… me cago”, dice entre risas Bárbara. “Lo veía como un reto bonito, que nos iba a exigir mucho, pero es lo que buscas como artista”. Susi reconoce que sí sentía esa presión –y eso que hablamos de una actriz que ha trabajado en numerosas ocasiones con maestros como Vicente Aranda y Pedro Almodóvar. “Sentía esa gran responsabilidad. Porque he hecho menos cine que esta chiquilla extraordinaria. Y digo ‘chiquilla’ porque podría ser mi hija perfectamente en la vida real…”.

Susi lleva blusa Gerard Darel , vaquero Gas , joyas Aristocrazy Ojos: Les 9ombres Affresco Edition Nº1 (80€) y Stylo Yeux Waterproof Nº939 Nero Vulcanico (26€) Labios: Rouge Allure Ink Nº166 Eterea (34€). Todo de CHANEL Barbara lleva blusa Claudie Pierlot , vaquero Levi’s , Joyas Aristocrazy   Pómulo: Joues Contraste Nº430 Foschia Rosa (44€) de CHANEL


Cuando aún está reciente su personaje en Julieta de Almodóvar, Sánchez encarna en esta ocasión a una madre muy distinta, egoísta y despegada. “La verdad es que ya llevo unas cuantas madres”, recuerda, “tengo una prole en la ficción grande, y dentro de poco me tocarán ya abuelas… Como no soy madre en la vida real, disfruto mucho de la experiencia de sentir la maternidad a un nivel artístico, lo que es crear una relación madre-hija, porque me hace sentir cosas que de otra manera no experimentaría”. Bárbara solo tiene elogios para ella. “Susi Sánchez es una actriz de raza, una guerrera, una trabajadora incansable. Ha sido muy bonito ver cómo afrontaba su primer protagonista, con los nervios propios de una actriz que empieza… ¡Esta mujer, que ha hecho cosas increíbles y muy complicadas! Siento que la película es de las dos, porque deposité mucho en ella para hacer mi trabajo y ella en mí”.

Otro reto evidente cuando se ve la película es que en un principio cuesta empatizar con esos dos personajes, secos y repletos de misterios, que callan todo lo que realmente piensan. “A mí me gusta mucho mi personaje…”, y ambas se echan a reír. “Entiendo que desde fuera cueste, porque en la sociedad en que vivimos es difícil entender a una madre que abandona a su hija de ocho años… Yo he intentando defenderla sin entrar a juzgarla”. Bárbara continúa: “Es que te preguntas… ‘¿Estas dos mujeres de dónde salen? ¿Qué les pasa? ¡Cómo les cuesta hablar!”. Es un poco desconcertante, a mí me pasó cuando la vi, y eso que lo sabía todo, todo. Hasta que vas entrando en el viaje que propone Ramón, y poco a poco vas descubriendo la humanidad de ambas”.


Bárbara lleva Vestido Elisabetta Franchi , Anillo Aristocrazy   Rostro: Le Teint Ultra Fluide Nº30  (51€) Ojos: Stylo Yeux Waterproof Nº938 Mare- Chiaro (26€) Labios: Poudre à lèvres Nº415 Rosso Parthenope (35€) Todo de CHANEL


Ramón Salazar utiliza además claves de thriller psicológico para engancharnos a la historia que viven Chiara y Anabel. ¿Por qué quiere esa hija abandonada pasar diez días con la madre que la abandonó? ¿Qué pretende hacer al sacarla de su elegante entorno, de sus modelazos y sus cenas de gala, y obligarla a vivir en un entorno asilvestrado y aislada de todo? Ahí es cuando el espectador empieza a entender más a esa Anabel que se replantea su vida, mientras se debate entre si Chiara es una salvaje con instintos asesinos o una mujer doliente que necesita recuperar a esa madre. “Me encanta ver cómo ese animal salvaje que interpreta Bárbara va despojando de capas al mío”, dice Susi. “Es que trabajamos como animales”, apunta Bárbara.

Susi Sánchez no duda en aprovechar para elogiar a su compañera. “Es una mujer con una entrega extraordinaria y que sabe escuchar, una de las cosas más difíciles en el mundo de la actuación. Aunque tenemos formas muy distintas de trabajar, me ayudó muchísimo, y las secuencias más difíciles me las hizo fáciles”. Otro reto que tenían ambas: transmitir mucho diciendo poco, porque es el espectador el que debe ir intuyendo qué se esconde tras cada acto de ambas, que empiezan jugando al despiste, mientras se van acercando. “Es algo que pasa mucho en la vida también”, afirma Susi. “Cuando las relaciones son de poca confianza, muchas veces uno dice una cosa cuando por debajo está pensando otra”. Y a Bárbara también le gustó vivirlo. “Fue un ejercicio muy bonito de realizar el que nos planteó Ramón, hacer lo contrario de lo que a priori te pedía cada secuencia. Porque son dos mujeres emocionalmente torpes, les cuesta mucho ser honestas, hay una enorme maraña dentro de cada una que hay que ir deshaciendo”.


“Con Almodóvar, Ramón Salazar es el director que mejor conocen el alma femenina” (Susi Sánchez)


Susi lleva Vestido MM6 Maison Martin Margiela , joyas Aristocrazy


Ambas se confiesan grandes espectadoras de drama, porque nada les gusta más que una película que les conmueva. “Me resulta más difícil disfrutar con una buena comedia”, dice Bárbara, y Susi asiente. Al preguntarles por dramas recientes que les hayan emocionado, citan películas muy distintas. “Dos películas españolas que me han encantado recientemente han sido La librería, de Isabel Coixet, y Handia [de Aitor Arregi y Jon Garaño]”. ¿Y a Bárbara? Zama, de Lucrecia Martel, que me parece una cineasta superinteresante”. Ellas van bien servidas de dramas en su carrera últimamente. Porque Bárbara Lennie, una vez estrene La enfermedad del domingo, tiene pendientes de que vean la luz Petra, de Jaime Rosales, El reino, de Rodrigo Sorogoyen, y Todos lo saben, de Asghar Farhadi. “Ahora mismo estoy ensayando una comedia [El tratamiento, de Pablo Remón, que estrena en El Pavón Teatro Kamikaze en marzo] y estoy feliz. Necesito parar un poco de hacer películas tan intensas y exigentes como las que he hecho en estos últimos dos años, interpretando mujeres tan al límite, en contacto con la enfermedad, la pérdida, la muerte… Me he entregado feliz en ellas, pero el cuerpo y el alma lo notan, y ya me estaban pidiendo otra cosa”. Susi Sánchez se encuentra inmersa en el rodaje de la serie Presunto culpable, tras aparecer en La zona y estrenar el año pasado El guardián invisible. Pero que nadie piense que lo pasa mal cuando tiene que interpretar personajes tan duros como el de La enfermedad del domingo, porque no es así en absoluto, tal y como confiesa. “El sufrimiento cuando interpretas no es igual que en la vida”, explica. “Decía Krystian Luppa que el actor tiene que disfrutar incluso sufriendo. Porque el sufrimiento en la actuación no es doloroso, sino parte de un estado creativo. Cuando entras en ese estado de una manera suave y relajada, y enganchas con la emoción del personaje, es muy placentero, nada tormentoso”.

Agradecen que haya directores como Ramón Salazar, tan preocupado por mostrar realidades de mujeres muy distintas en su cine, algo que sigue siendo muy necesario. “Almodóvar y Ramón son, de los directores con los que he trabajado, los que mejor conocen el alma femenina”, afirma Susi. “La conocen más incluso que muchas mujeres… Porque tienen una sensibilidad especial para captar cosas nuestras muy íntimas”. Bárbara alaba el hecho de que un director como Ramón escriba sobre y con mujeres proyecto tras proyecto, porque no son muchos los casos así. “Lo recibimos con mucha alegría, ¡gracias! ¡bravo!”, y se echan a reír. “Sigue habiendo poca presencia femenina en las ficciones, así que solo puedo desear que haga muchas más…”, cierra rotunda Bárbara, “…y que cuente con nosotras”, añade Susi.


FOTOS DANNIEL ROJAS
ESTILISMO ARTURO ARGÜELLES
AYTE. ESTILISMO ABRAHAM RODRÍGUEZ
EDICIÓN DIGITAL DAVID LORENZO
MAQUILLAJE Y PELOS IVÁN GÓMEZ Y MARÍA BARRERA PARA CHANEL

LA PELÍCULA LA ENFERMEDAD DEL DOMINGO SE ESTRENA EL 23 DE FEBRERO EN CINES.


x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.