19 abril 2021

La ruta por el Madrid más dulce (descubre sus pastelerías centenarias)

A nadie le amarga un dulce, por eso te proponemos esta deliciosa ruta deliciosa. ¿te apetecen unas torrijas, unas pastas, un pastelito típico de la región? Cada época tiene sus pasteles y disfrutar de estas pastelerías centenarias es una… ‘gozada’.

En Madrid tenemos una larga lista de platos típicos para todos los gustos, pero la repostería es también uno de nuestros fuertes. ¿Preparados para la otra ruta gastronómica?

Hemos hecho una selección de las pastelerías históricas con más renombre de Madrid, donde puedes disfrutar de los mejores dulces. Muchas de ellas te permiten hacer el pedido online o para recoger en tienda, listo para take away.

Pero te invitamos a que las conozcas y desguaces in situ de tu dulce favorito. De esta manera podrás, además, observar los locales históricos y vivir la experiencia completa.

Por ello te animamos a realizar el recorrido más dulce por Madrid: una ruta por sus pastelerías más míticas, en las que podrás disfrutar del olor y el sabor de polvorones, turrones, mantecados, roscones de Reyes, chocolate con churros, mazapanes, hojaldres

Si solo de oír estos dulces típicos se te hace la boca agua, apunta estos sitios con más de cien años de historia.

Para más información sobre la gastronomía de la Comunidad de Madrid.

Para más información sobre el ocio de la Comunidad de Madrid.

 

Pastelerías de Madrid

  • La Mallorquina

    Coll, Ripoll y Balaguer fundaron esta pastelería que debió su nombre al origen de sus dueños. Por ello, y siguiendo la tradición de su lugar de nacimiento, el producto estrella de entonces era la ensaimada, que siguen vendiendo con mucho éxito. Pero lo que verdaderamente cautivó a los madrileños fue el sabor de sus míticas napolitanas. Y es que… ¿quién puede resistirse a una de ellas cuando pasa por la calle Mayor?

    Puerta del Sol, 8
    Teléfono: 915 211 201
  •  Casa Mira

    Tras seis generaciones, la familia Mira sigue ofreciendo a los madrileños sus pasteles y turrones. Su fundador, Luis Mira, fue proveedor de dulces de la Casa Real durante el reinado de Isabel II. Casa Mira es la única fábrica de turrones que existe de mediados del siglo XIX y, por su merecida fama, sus productos son incluso exportados al extranjero. Una delicia para los paladares más exigentes.

    Carrera de San Jerónimo, 30
    Teléfono: 914 298 895
  • La Antigua Pastelería del Pozo

    Desde 1830, la familia Agudo lleva realizando en esta pastelería sus famosos hojaldres artesanales, pan de Cádiz, roscones y turrones. A pesar de las diversas reformas del local, el mobiliario es el original de la época en la que se fundó. El nombre se debe a la calle donde está situada, pues existía la creencia de que allí se escondía un pozo que hacía milagros por albergar reliquias de unos santos.

    C/Pozo, 8
    Teléfono: 915 223 894
  • El Riojano

    Dámaso de la Maza, “El Riojano”, lleva endulzando la capital con sus creaciones desde 1855. Se trata de una pastelería que ha pasado de jefes a empleados desde su fundación, y en la que destacan unos dulces en forma de C y con sabor a limón que se sirven durante el Consejo de Estado. Esta pastelería respeta los dulces típicos de la capital adaptándose al calendario de fiestas de Madrid; por ello, depende de cuando la visites, podrás saborear roscones de Reyes, panecillos de San Antón, rosquillas tontas y listas, azucarillos de San Isidro, huesos y buñuelos de santo o la corona de la Almudena.

    C/Mayor, 10
    Teléfono: 913 664 482
  • Lhardy

    Esta pastelería, creada en 1832, era conocida en la capital por sus productos suizos. Siete años después, ampliaron su uso ofreciendo también un restaurante dónde poder degustar platos exquisitos. Se convirtió en un lugar de culto para los madrileños, en donde se reunían políticos e intelectuales. Al abrir sus puertas, regresarás al pasado, ya que mantienen la estética y el mobiliario típicos de la época de cuando se inauguró.

    Carrera de San Jerónimo, 8
    Teléfono: 915 213 385
  • Viena Capellanes

    El Pan de Viena fue patentado y fabricado en exclusividad por esta pastelería durante más de diez años. En 1873 se estableció en la antigua Casa de Capellanes y, de la combinación de estos dos hechos surgió su nombre. Esta pastelería logró ser una de los primeros proveedores de la Casa Real. Actualmente, puedes disfrutar de diversos Viena Capellanes por toda la capital, debido a su carácter de franquicia.

    C/Génova, 25
    Teléfono: 913 192 635