Marta Sánchez y Vicky Larraz se encuentran en el ring de boxeo

El enfrentamiento que ha durado 30 años termina en el ring gracias a Netflix. Marta Sánchez y Vicky Larraz se convierten en las wrestlers ‘La reina de la radio’ y ‘Victoria Rebelde’ para acallar rumores al más puro estilo ‘Glow’, con bien de brillos, garra y laca. Así ha sido la nueva y viral campaña de Netflix.

POR: Gonza Gallego

GLOW es años 80, es buscar tu ‘yo’ más total, es brillantina, neón y laca. Es una historia de mujeres que no se controlan. Y, por todo eso, Marta Sánchez es puro GLOW, explican desde Netflix para justificar que la diva española se encuentre al frente de su nueva campaña de marketing para promocionar su recién estrenada serie GLOW. Todo parecía haberse quedado en un pequeño vídeo de Marta Sánchez interpretando el No controles de Olé, Olé en una habitación de estética ochentera, pero ayer mismo Vicky Larraz –primera cantante del grupo que daría fama a Marta Sánchez– se subía al carro de Netflix para avivar polémicas pasadas.

Y es que el buen ojo publicitario de Netflix parece no haber tocado techo. Tras sus promos con Esperanza Gracia o la eurovisiva campaña que acompañó a Las chicas del cable, el gigante de vídeo bajo demanda ha rescatado las rencillas entre Larraz y Sánchez para promocionar su última serie. Como si de las dos protagonistas de GLOW se tratase, Marta Sánchez y Vicky Larraz se enfrentan en un ring de boxeo al más puro estilo de la serie. Una imagen casi impensable después de todo lo que la artifice de Soy yo ha renegado de la formación musical que la dio a conocer y de la poca simpatía que las dos cantantes han mostrado la una por la otra (que llegaron a juntarse en un plató por primera vez el pasado año, en el desaparecido Qué tiempo tan feliz de María Teresa Campos). ¿El resultado de este combate tan esperado? Un vídeo viral que vuelve a demostrar el buen hacer de Netflix y el encuentro de dos de las artistas clave del pop español.


Más cultura, AQUÍ