18/01/2021 onunla daha iyi ve sıkı partiler geçirerek sikiş gecelere akan beyaz tenli kız geceleri erkek bularak porno ikisi de başka otellere gidip seks yapmaktadırlar porno indir gittiği mekanda olduğunu bildiren bir program sayesinde bakıştığı brazzers porno kızı bulan adam onu ekleyerek derin ve uzun sikiş bir sohbetin ardından onun 18 yaşında çıtır bir azgın hd porno video kız olduğunu anlar kendisinden baya küçük yaşta olmasına rağmen çok sikiş seksi ve yetişkin olan azgınye buluşma teklifi eder sikiş birkaç kez buluştuktan sonra sevgili olurlar porno ve onu gündüzleri sürekli boş olan evine sex video çağırır 18 yaşındaki azgın kızı eve atan anal sex izle adam azgınlıktan fena halde kudurmuş

Leonardo DiCaprio no deja de sufrir en El renacido

5 febrero, 2016
Léetelo en 2 minutos

Un año después de alzarse con el Oscar a mejor película y director por Birdman, el mexicano Alejandro González Iñárritu podría repetir pleno por segundo año consecutivo el 28 de febrero, e igualaría una hazaña solo conseguida por mitos como John Ford o Joseph L. Mankiewicz. La culpa es de El renacido (The Revenant), que parte como favorita con 12 nominaciones y que podría otorgar a Leonardo DiCaprio, por fin, su anhelada estatuilla a mejor actor.

Méritos para arrasar en las categorías técnicas no le faltan. Emmanuel Lubezki firma una deslumbrante fotografía que, a ratos, emula el lirismo de Terrence Malick –incluyendo rayos de sol, salpicaduras varias y vaho en la pantalla–, y que brilla especialmente en secuencias épicas y trepidantes como la batalla inicial. Los efectos visuales y el sonido han sido diseñados minuciosamente para dotar a la tecnología de recursos casi narrativos, y los compositores Ryuichi Sakamoto y Carsten Nicolai –estos sin nominación– aportan una partitura minimalista y gélida como los parajes en los que se enmarca la historia. 

Más allá de su innegable y majestuosa grandeza visual –es una película evento–, el problema de El renacido llega cuando Iñárritu y Mark L. Smith, adaptando la novela de Michael Punke, prefieren recrearse en la agonía y miseria de su protagonista, un pionero de la América salvaje enfrentado a los nativos y a todas las fuerzas de la naturaleza, que en hacer avanzar la trama. El resultado es un exceso de metraje sin apenas diálogos y crudas imágenes tendentes al exhibicionismo a las que Smith e Iñárritu –sin nominación a mejor guion–, lejos de conformarse con el plano más primario y visceral de su superviviente, dotan de cierto misticismo como única salida para encontrar la redención.


EL RENACIDO SE ESTRENA EN CINES EL 5 DE FEBRERO.

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.