17/08/2019

Por qué el triunfo del ‘camp’ en la MET Gala 2019 es un triunfo para el colectivo LGTB

8 mayo, 2019

El tema sobre el que ha girado la gala MET 2019 (el evento anual más importante en el mundo de la moda) ha sido el camp, un término que definió Susan Sontag en 1964 y que hoy podríamos intentar definir como artificio y teatralidad, exageración que busca huir de lo natural hasta casi acercarse a la parodia.

Pero camp es mucho más. Camp es Andy Warhol, Salvador Dalí, Oscar Wilde, unos zapatos de Gucci o Dolce & Gabbana. Lo camp también tiene que ver con la pluma; de hecho, en inglés tener pluma se dice «to be camp».

Este tema fue el escogido para la exposición del Museo Metropolitano de Arte de Nueva York de este año, y también era el look que debían seguir los invitados a la gala. Pero, ¿qué tiene que ver esto con el colectivo LGTB? Pues mucho más de lo que parece, ya que según la creadora del concepto Susan Sontag hay un gran componente gay en lo camp y existe una «cierta afinidad entre lo camp y la homosexualidad». No es de extrañar, ya que se trata de una moda que rompe normas, roles y géneros, haciendo gala de la exageración como marca de identidad.

La propia Ana Wintour explicó: «Esta exposición sirve también para celebrar la cultura del colectivo LGBTIQ+ y su diversión a la hora de vestirse».

Además, ha conseguido abrir la androginia al mundo de la moda, y hemos podido disfrutar de looks reivindicativos y no binarios como los siguientes:

Lady Gaga

Siempre portavoz de los derechos LGTB, la diva apareció no con uno sino cuatro looks distintos para la ocasión.

Jared Leto

Con un vestido de Gucci y con su propia cabeza bajo el brazo, lo cual es un signo propio de la marca italiana desde su desfile en 2018.

Cara Delevingne

Con un vestido de Dior inspirado en la bandera del orgullo LGTBI, Cara aportó la nota arcoíris a la gala.

Ezra Miller

Ya es famoso por sus looks rompedores y no binarios en las alfombras rojas. Tras el vestido que llevó en la gala de los Oscar, ha apostado por un traje con falda y un maquillaje sorprendente.

Harry Styles

Se ha atrevido a seguir rompiendo con los roles de género apareciendo en la gala con tacones, camisa de chorreras con transparencias y pendientes.

Billy Porter

El actor de Pose apareció sobre porteadores y con un sofisticado vestido dorado inspirado en el antiguo Egipto, que fue considerado el look más camp de la noche.

Sin embargo, en la gala también hubo espacio para las críticas, como las que ha sufrido Shawn Mendes en las redes sociales por no arriesgar con su look. Lo que algunos usuarios han considerado como «su miedo a parecer homosexual».

Lo que está claro es que esta gala ha abierto las puertas de la diversidad y de la expresión individual en plena era Trump, una gala que manda un mensaje a todo el mundo de expresión, libertad e identidad.

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.