27/09/2020

Alba Reche: “Mi opinión no vale menos que la de un hombre solo porque él tenga polla”

25 octubre, 2019
Léetelo en 8 minutos

El de Alba Reche es uno de los trabajos más esperados de la generación surgida de OT 2018. A lo largo del talent show, fue postulándose como una de las favoritas para ganar, y aunque se tuvo que conformar con un (gran) segundo puesto, su personal voz, su carisma y su compromiso social hicieron que todo el mundo estuviera pendiente de su carrera en la industria.

Algunas de sus actuaciones más vistas fueron Je veux, que llegó a cantar junto a su autora, la francesa Zaz;, o She used to be mine, de la que se hizo eco la intérprete original, Sara Bareilles, y por la que la joven ilicitana llegó a aparecer en el New York Times. Sin embargo, y a pesar de la gran repercusión que tuvieron estos temas en su voz, Alba ha apostado por un sonido totalmente diferente en Quimera, su primer álbum.

La primera pista de su proyecto llegó hace unas semanas con medusa, canción con la que rompió con todo lo que se esperaba de ella y en la cual se entregaba al UK garage, un estilo nada habitual en el panorama musical español. Tras esta sorprendente apuesta, llegó caronte, un segundo adelanto más calmado y cercano a lo que habíamos visto de ella, más coherente con la línea de las otras canciones del disco. Un trabajo lleno de reflexiones, mucha carga emocional y letras íntimas que se esconden bajo los mitos de la mitología griega.

SHANGAY ⇒ ¿Nerviosa por el lanzamiento del álbum?
ALBA RECHE ⇒ Estoy empezando a estar nerviosa ahora, pero estoy muy contenta.

SHANGAY ⇒ Llama la atención que lanzaras medusa como primer single, cuando es el tema que más se diferencia del resto…
ALBA RECHE ⇒ Es una canción que no entraba tanto en el disco, y por eso quise presentarla de forma individual. Al final, todo el mundo tiene una imagen de mí por haber hecho versiones de otras personas. No sé lo que se esperaba de mí exactamente, pero quería hacer todo lo contrario a lo que se recordaba de mí. La elegí para que no me encerrasen en un tipo de música.

SHANGAY ⇒ ¿Tenías miedo a no superar la expectativas?
ALBA RECHE ⇒ Al principio, cuando salí de la academia, sí me daba miedo. Tenía muchísima presión. Quedas segunda, todo el mundo espera muchísimo de ti…, y además lo quieren ya. Y al final un disco es un proceso al que tienes que dedicar mucho tiempo. Son once canciones, tienes que ligarlas todas… Pero ahora estoy muy contenta con todo el trabajo realizado, he hecho lo que me ha apetecido en cada momento. Ha sido un proceso bastante natural. Siempre habrá gente a la que no le guste, pero yo voy a convivir conmigo y mis canciones muy tranquila.

SHANGAY ⇒ Hay un contraste en los productores con los que has trabajado. Desde los urbanos LOWLIGHT al íntimo Ismael Guijarro…
ALBA RECHE ⇒ La primera idea del álbum era plantear dos caras. Que una parte la produjera Ismael Guijarro y la otra distintos productores de música urbana. Pero luego nos hemos dado cuenta de que ha acabado siendo un álbum bastante unificado, tiene sentido en su totalidad. Poder juntar a personas diferentes y que suene coherente es muy guay.

SHANGAY ⇒ ¿Por qué has elegido la mitología griega como concepto del álbum?
ALBA RECHE ⇒ La idea surgió conforme creaba el disco. La mitología griega me encanta de toda la vida, y utilizarla como concepto me ha servido para ponerme detrás de ella y crear las letras a partir de los mitos y las historias que cuentan. Ha sido una forma de que no me dé vergüenza ni me asustase contar algo personal, es como utilizar un pseudónimo. Me lo he tomado como una vía conductora para ir encontrándome a partir de esas historias.

SHANGAY ⇒ En tu segundo single, caronte, se intuyen algunas referencias a tu etapa dentro de la academia…
ALBA RECHE ⇒ La letra es el reflejo de verte encerrada en una situación en la que todo el mundo te está viendo, y tú sientes que no sabes dónde estás yendo porque no ves nada.

SHANGAY ⇒ ¿No es un dardo a OT?
ALBA RECHE ⇒ No, para nada. Es una forma de contar una de las miles de sensaciones que he tenido en esta última etapa de mi vida. La sensación de preguntarte y cuestionarte todo lo que estás haciendo, si te ha valido la pena o no exponer toda tu vida, o preguntarte todas las noches para qué hice esto, para qué cantaba o bailaba… Es un mensaje bastante obvio. Es una sensación personal que cualquier tipo de experiencia así te hace cuestionarte.

SHANGAY ⇒ ¿Has dejado alguna canción fuera del álbum?
ALBA RECHE ⇒ Sí, bastantes. Hemos trabajado durante nueve meses en el disco e hicimos muchas canciones. Y he tenido que dejar algunas fuera, ya sea por cuestión de gustos o por querer guardarlas para más adelante, porque las veo como un proyecto más futuro, sobre todo las últimas que he hecho.

SHANGAY ⇒ ¿Hablas de lanzar singles individuales o de un segundo álbum?
ALBA RECHE ⇒ No lo sé todavía. Primero me he centrado en sacar Quimera, y ya veré que hago con todo lo que estoy guardando para el futuro. Igual hago un EP, un disco, no sé…

SHANGAY ⇒ ¿Crees que la etiqueta de OT te puede perjudicar en tu carrera?
ALBA RECHE ⇒ No creo, al final el camino se demuestra andando, y hasta dónde vayas a llegar se ve mucho después de OT… Siento que el programa me ayudó muchísimo, hay muchas personas que están trabajando a diario para intentar llegar a la exposición que te da este programa, y siento presión por demostrar que puedo quedarme aquí, que voy a trabajar duro para poder compensar lo que se me ha dado.

SHANGAY ⇒ ¿Cómo ves la realidad de las mujeres en la música?
ALBA RECHE ⇒ En este tiempo me he encontrado con muchas mujeres artistas. Venimos pisando fuerte porque estamos dispuestas a aportar todo lo que tenemos para nuestro proyecto, pero lo tenemos más difícil. Tenemos que demostrar más. Para mis siguientes trabajos me gustaría participar con productoras mujeres, porque solo he conocida a una. Tampoco he encontrado muchas mujeres músicas, yo he querido tener en mi banda a tres mujeres y tres hombres para que fuese equitativo, y no ha sido nada fácil. Echo de menos trabajar con mujeres, pero las que me encuentro van a cuchillo, y eso me encanta porque vienen con una fuerza increíble.

SHANGAY ⇒ ¿Has vivido alguna situación machista dentro de la industria?
ALBA RECHE ⇒ Cuando empecé a preparar el disco me reuní con un chico que me ayudaba con letras y melodías y un productor para componer una canción. Y el productor, para preguntar sobre la música que queríamos hacer, solo se dirigía a este chico…, y a mí eso me sentó fatal. Es una canción que vamos a hacer los tres y voy a cantar yo, qué menos que me preguntes qué tipo de música quiero hacer… Así que me levanté, dije que esa canción no la quería y que me estaba faltando al respeto. No quiero trabajar con gente que no me escucha ni le importa mi opinión, no se puede consentir. No puede ser que mi opinión valga menos que la suya solo porque él tenga polla… Este es un caso concreto, no me ha vuelto a pasar; el resto de gente con la que he trabajado han sido un amor.

SHANGAY ⇒ Desde que entraste a OT 2018 has ayudado a dar visibilidad al colectivo LGTBI hablando abiertamente de tu bisexualidad…
ALBA RECHE ⇒ En la academia no sabíamos lo que estaba pasando fuera, y fue una sorpresa ver la repercusión que tuvieron las conversaciones que teníamos sobre el colectivo. Nosotras lo tratamos como un tema natural, éramos unas amigas hablando de lo que opinamos y reivindicamos todos los días. Fue algo natural, y creo que ayudó a que calara el tema en la sociedad y que no lo vieran como algo diferente, no es algo que tenga que llamar la atención. Me sigue sorprendiendo que me lo agradezcan, me quedo como… ¿por qué? Si es lo más normal del mundo.

SHANGAY ⇒ ¿Cómo viviste tu actuación en el Orgullo LGTBI de Madrid?
ALBA RECHE ⇒ Fue maravilloso. Era la primera vez que venía al Orgullo de Madrid. Sentí que formaba parte del colectivo y que podía compartirlo con todos. Me emocionaba ver a toda la gente. Vi a una pareja de chicas que, mientras yo estaba cantando She used to be mine, comenzó a besarse… y me emocioné mucho, eran monísimas. Lloro cada vez que veo los vídeos.

SHANGAY ⇒ ¿Sientes la responsabilidad de defender y visibilizar estas causas?
ALBA RECHE ⇒ Sí, porque aparte de ser un personaje público, soy persona y ciudadana, y sé los problemas que hay. Y aunque no sean míos, empatizo con ellos y creo que es un deber utilizar ese foco que tengo para ayudar a crear algo mejor. Es lo mínimo que puedo hacer, y la manera de devolver a la sociedad lo que me ha dado.

SHANGAY ⇒ En enero vuelve OT 2020… ¿Qué les dirías a los nuevos concursantes?
ALBA RECHE ⇒ Espero que les vaya genial, que se cuiden mucho entre ellos, que lo disfruten todo lo que puedan, y que sean consciente de adónde van. No sé si el programa funcionará, la televisión es imprevisible.

SHANGAY ⇒ ¿Y qué crees que ocurrirá cuando se sumen 16 caras nuevas en la industria musical?
ALBA RECHE ⇒ Es complicado porque OT es una lanzadera, no un seguro de vida. Pero si tú trabajas a diario y haces lo que te gusta, al final funcionará.

SHANGAY ⇒ ¿Qué esperas de Quimera?
ALBA RECHE ⇒ Espero disfrutarlo, quiero ser feliz con él, disfrutarlo y sobre todo compartirlo. Que la gente lo escuche y podamos cantar juntos las canciones en los conciertos. Estoy deseando que empiece la gira.

fotos: josema Mateos


el álbum quimera de alba reche está editado por universal music spain.

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.