18/09/2020

Ellos son la primera pareja abiertamente gay de Disney

12 diciembre, 2019
Léetelo en 2 minutos

La mítica trilogía de Disney High School Musical, que conquistó a los adolescentes de la época con sus musicales y romances de película, vuelve ahora con un remake que seguro encandilará a nostálgicos y nuevas generaciones: High School Musical The Musical: The Series. Pero eso no es todo… ¡Por primera vez veremos a dos chicos que se enamoran!

Después de tres películas y un montón de adaptaciones teatrales, la franquicia nos trae esta nueva entrega con una trama que se ambientará quince años después de la película original, y nos contará cómo un grupo de jóvenes trabajan para llevar a los escenarios el montaje teatral de la película. Obviamente, con un elenco de actores completamente nuevo, y canciones y coreografías nuevas. El éxito en la nueva plataforma de pago Disney + parece estar asegurado, pero una de las novedades más destacadas es el romance entre dos de sus protagonistas: Carlos y Seb.

El guionista de la serie, Tim Federle, ha explicado que la idea de la trama del capítulo surgió después de escuchar el tema a capela de Whitney Houston I Wanna Dance With Somebody que interpretó el actor Frankie A. Rodríguez (Carlos en la serie). “Vi en Frankie una libertad de expresión y de ser quien realmente es muy diferente a cómo me sentía yo cuando estaba en el instituto”, señala Federle. Por lo que en el quinto episodio de la serie, vemos cómo Carlos le pide a Seb (Joe Serafini) que le acompañe al baile de fin de curso del instituto… ¡Momentazo!

La inclinación de Disney en dar visibilidad al colectivo

El estudio ya había hechos varios guiños al colectivo LGTB dentro de la franquicia High School Musical, como la camiseta con los colores del Orgullo que llevó Ricky en varios capítulos, las dos madres de Nini o en la serie Andi Mack, en la que el personaje de Cyrus confesó sentirse atraído por el mismo chico (TJ) que le gustaba a una de sus amigas… Pero ahora ha dado un paso más allá con Carlos y Seb, que protagonizan una de las escenas más bonitas y enternecedoras del capítulo cuando bailan juntos.

Vemos que, poco a poco, Disney va apostando por la diversidad, lo cuál no tendría por qué ser incompatible con la imagen clásica y familiar que han transmitido siempre. Y es que estamos a punto de iniciar la tercera década del siglo XXI, y los tiempos están cambiando.

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.