20/09/2020

‘Masterchef 8’ sorprende con un sinfín de concursantes y guiños LGTBI en su primer programa

14 abril, 2020

Acaba de arrancar la octava edición de MasterChef España. Ya en la primera gala hemos podido conocer a los candidatos que pondrán todo su talento culinario en los fogones del reality de TVE.

Aunque al final han sido solo dieciséis los afortunados que han conseguido pasar al segundo programa y que, por lo tanto, continúan la carrera por convertirse en el próximo ganador, en este capítulo hemos conocido a cincuenta aspirantes. Cincuenta personalidades de lo más diversas ,y con mucho brilli brilli LGTBI sea dicho de paso. Repasamos los más destacados:

Saray es una educadora social, gitana y transexual a la que vimos por primera en vez en la boda gitana gay de Casados a primera vista. Su historia de superación nos ha robado el corazón. “Es un tema que no quiero tocar mucho. No soy gay, soy una mujer”, reivindicó. Su espíritu y valentía tienen mucho que ver con que se haya convertido en una de las dieciséis.

José Vázquez es de Huelva, y nos dejaba una de las frases de la noche. “Mi abuela me dijo que tenía que haber cocinado un rape, pero a mí el pescado me llama menos, en todos los sentidos de la vida”. En su lugar presentó un guiso al que llamó “gorrino de Chueca”. Probablemente,si le hubiera hecho caso a su abuela le habría ido mejor en el concurso, porque porque su plato no consiguió convencer al jurado.

Aunque tras la prueba de exteriores, Ricardo tampoco consiguió convertirse en uno de los aspirantes a chef titulares, nos hizo una confesión maravillosa: “Yo soy hetero. Lo que pasa es que todos tenemos un pasado y a veces la noche te confunde”.

Manel pasó la primera prueba, pero al final no pudo llevarse el gato al agua. Su falta de destreza con las matemáticas hizo que el de Gerona patinase en la prueba de exteriores. Eso sí, cómo nos gusta su tatuaje en honor a Copito de nieve, su cerdito vietnamita

Andy es heterosexual, ya lo sabemos; pero dejadnos fantasear con que es gay por un milisegundo…. Se trata de un abogado que se siente como un híbrido entre los exconcursantes Nathan Minguell y Tamara Falcó. ¿Tamara Falcó, pero qué fantasía es esta? Se define como presumido, pijo, trabajador y… diva. Vale, que sí, que también tiene novia… Aún así estamos deseando verle sacar sus aires de reinona, porque es uno de los dieciséis aspirantes.

Casto Roldán, aka Reposterito, busca esposo, prometía regalarnos buenos momentos. Sin embargo, no se colgó el delantal blanco ni tampoco encontró marido… Una pena.

A José Cuadrado –nuestro querido activista LGTBI Josemola– no le dieron casi presencia en el montaje final del primer programa. Sin embargo, le bastaron unos segundos para dejar un importante mensaje a la audiencia: “Stop plumofobia”.

Michael es norteamericano, está enamorado de nuestra gastronomía y, por supuesto, de su marido. Se declara un osito orgulloso: grande, gruesito y de los de “donde hay pelo hay alegría”. Es otro de los dieciséis aspirantes finalistas.

Nino puso el punto de glamour que requería la primera gala. “Como la Veneno”, anunció el murciano antes de enseñarle a desfilar a Samantha Vallejo-Nágera. Su “pose de miss” no convenció al jurado.

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.