fbpx
03/12/2022

Hard Feelings: “Si vais a una fiesta que dice ser de rollo disco y no hay gente racializada ni LGTBI, huid”

13 diciembre, 2021

Relacionado

Lo que la pasión por la música de baile ha unido, que dure para siempre. Y si no, que al menos dé como resultado un álbum como el que firman Hard Feelings. El productor británico Joe Goddard (Hot Chip, The 2 Bears) y la intérprete y compositora estadounidense Amy Douglas ha unido fuerzas para no solo rendir tributo a la cultura de clubs clásica, también para traer su espíritu al presente sin recurrir a la nostalgia trasnochada.

Desde su casa de Brooklyn, Amy Douglas nos recibe virtualmente para hablar de Hard Feelings, el proyecto y el álbum. “No podemos estar más contentos de cómo se está recibiendo, nos ha sobrepasado el amor que se le está dando”, cuenta radiante. Estamos ante un álbum que es una carta de amor en toda regla a la música de baile, y escucharlo le sobrepasa. “Menudo cumplido, ¡oh my!”, dice Douglas. “Como compositora, intérprete y neoyorquina es el mejor halago posible. Con toda la humildad del mundo, diré que cuando creo una canción solo busco que contribuya a mejorar la vida de la gente. Todo lo demás escapa a mí. Si Larry Levan o Frankie Knuckles van a salir de su tumba al escuchar nuestra música y nos van a agradecer lo que hemos hecho, la que moriré seré yo“, añade entre risas.

Joe Goddard y Amy Douglas han sabido fusionar estilos como el disco y el house, lograr que haya temas que suenen setenteros y otros noventeros. Y todos bailables. “Lo mejor de todo es que nunca nos planteamos qué vamos a hacer cuando nos ponemos a componer. Y lo increíble es que nos entendemos a las mil maravillas sin hablar. La manera en que conectamos a un nivel artístico llega a asustarme a veces“. Y confiesa que si algo odia son los géneros establecidos. “No los soporto. Joe y yo aportamos nuestras influencias sin pensar; él producía las bases y luego llegaba yo y cantaba sobre ellas. Lo que hacemos es reaccionar el uno al trabajo del otro“.

“La cultura de clubs tiene que estar basada en una actitud democrática, así nació y así debe permanecer”

La historia de cómo conectaron es impagable. “Todo empezó con un tuit que me mandó Joe. ¡Aluciné cuando desperté y lo leí! Más ahora, que sé lo poco amigo que es de las redes sociales”. Había escuchado su single de 2018 Never Saw It Coming, le encantó y le preguntó si estaría interesada en colaborar con él. Así empezó todo. “Como soy una chica que viene del punk rock, me gusta ponerme enseguida con aquello que me estimula porque creo que podría provocar lo mismo en otros”. Así que el proyecto Hard Feelings se materializó casi de inmediato. Amy fue a Londres a grabar con Joe, y lo que iba a empezar siendo un EP terminó dando como fruto todo un álbum.

Douglas encarna un prototipo nada estereotípico de una disco diva, teniendo en cuenta la escena de la que proviene, que entre sus referentes está Carole King y que también es músico de jazz. “¡Si hasta he sido líder de bandas de hard rock!”, dice entre risas. “Obviamente, la escena disco de los 70 tiene un lugar especial en mi corazón como neoyorquina, pero en todo caso sería una disco diva cañera y con un punto rockero”, bromea.

Lo que sí tenían claro los componentes del dúo es que no querían sumarse a ninguna moda o revival. “Odio cómo se ha utilizado la música de baile en muchas ocasiones a lo largo de la historia con la única intención de buscarle un rendimiento comercial. Lo encuentro racista y homófobo”, dice. “Porque siempre ha sido gente blanca la que se ha aprovechado de una cultura que crearon personas negras y LGTBI buscando espacios seguros por necesidad, para protegerse y sentirse libres, no con una ambición concreta“.

Como nueva embajadora de la música disco (“me siento más cómoda con ese término que con el el diva”), lo que tiene muy claro es que lo último que buscan Hard Feelings es sonar retro. “Lo que nosotros hacemos en realidad es música pop, música de nuestro tiempo”, explica. “La música dance tiene que ser reflejo del momento que vivimos, y la estética que lo rodea, igual. No podemos seguir recurriendo a los clichés setenteros de siempre, eso es parte del pasado. Nosotros estamos en una realidad postdisco, totalmente inclusiva, y eso es lo que queremos transmitir”. Y lanza un mensaje reivindicativo que pide que por favor quede reflejado: “Chiques, si vais a una fiesta que dice ser de rollo disco y no hay gente racializada ni LGTBI, huid. Porque esta cultura tiene que estar basada en una actitud democrática, así nació y así debe permanecer”.

No resulta pues curioso que Róisín Murphy y ella hayan conectado, visto que tienen una visión de la música electrónica similar. “¡¿A que no sorprende?!”. Murphy también cayó rendida a los encantos de su canción Never Saw It Coming, y se puso en contacto con Amy Douglas para que compusiera algo para ella. Así nació Something More, incluida en su último álbum. “Te puedes imaginar lo que supone para mí que esta artista a la que tanto admiro quisiera que colaboráramos. Y la conexión entre ambas fue inmediata”. ¿Llegaremos a ver un proyecto colaborativo entre ambas como el que presenta ahora con Joe Goddard? Todo es posible.

EL ALBUM HOMÓNIMO DE HARD FEELINGS ESTÁ EDITADO POR DOMINO/MUSIC AS USUAL

Relacionado

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.