Las claves de la nueva ley LGTB de Madrid

La Asamblea de Madrid vive este jueves el último pleno del curso con un hecho histórico: la aprobación de la Ley de protección integral contra la discriminación por diversidad sexual y de género.

POR: Joaquín Gasca
Página 1 de 6

Hoy nos sentimos un poco más orgullosos. La Asamblea de Madrid vivía este jueves el último pleno del curso con la grandísima noticia de la aprobación de la Ley protección integral contra la discriminación por diversidad sexual y de género. Y por fin, porque después de que el gobierno presidido por Cristina Cifuentes la presentase en octubre de 2015, ha tenido que ser enmendada la friolera de 138 veces hasta tener un sí unánime. Minutos después de su aprobación, la asociación LGTB Arcópoli desplegaba una bandera arcoíris gigante en la puerta de la Asamblea a modo de homenaje.

El artículo 1.3 del Estatuto de Autonomía de la Comunidad de Madrid, aprobado mediante la Ley Orgánica 3/1983, de 25 de febrero, ya proclamaba que “la Comunidad de Madrid aspira a hacer realidad los principios de libertad, justicia e igualdad par a todos los madrileños”, y que “corresponde a los poderes públicos de la Comunidad de Madrid, en el ámbito de su competencia, promover las condiciones para la libertad y la igualdad del individuo y de los grupos en que se integran sean reales y efectivas, remover los obstáculos que impidan o dificulten su plenitud y facilitar la participación de todos los ciudadanos en la vida política, económica, cultural y social”.

Por ello, y teniendo en cuenta dónde se sitúa la Comunidad en materia de delitos de odio desde que se iniciase 2016, sentar las bases para combatir la LGTBfobia se antojaba más que necesario. Desgranemos brevemente varias de sus claves:

Para ver los apartados más destacados de la Ley, pasa página

Página 1 de 6