Sus padres se niegan a pagarle la universidad a su hijo por ser gay

Un joven canadiense decidió comunicarle a sus padres su condición sexual sin pensar que no solamente sería rechazado, sino que también se negarían a pagar sus estudios universitarios. Sin esperarlo, el joven recibió el apoyo económico de donde menos lo esperaba.

Un chico canadiense se ha visto involucrado en un triste caso de homofobia, esta vez a manos de su propia familia. Tras declarar abiertamente su homosexualidad, sus padres no solo no aceptaron que su hijo fuese gay, sino que también se negaron a pagarle sus estudios universitarios

Desgraciadamente, estamos muy acostumbrados a los casos de bullying escolar, pero esta vez el joven recibió de sus compañeros de clase el apoyo que le habían negado en su núcleo familiar. Entre todos empezaron a reunir el dinero para que su amigo pueda permitirse estudiar en la universidad el próximo año. Sin esperárselo, el chico se encontró tras el examen final del curso con una sorpresa gigante: sus compañeros le entregaron una hucha con más de dos mil dólares para pagar su matrícula universitaria. Los alumnos también han abierto una página para recibir donaciones de personas anónimas y conseguir que este chico no dependa de su familia para poder permitirse cursar una carrera universitaria. Una historia con final feliz que ha reventado las redes sociales, donde la gente no ha parado de aplaudir y emocionarse con este intachable ejemplo de solidaridad.