15/12/2018

Insultos homófobos de una empleada de transportes

27 mayo, 2015
17
Léetelo en 3 minutos

Un cliente de la compañía de transportes Turbus se dirigía a hacer una reclamación por la suspensión de un viaje que la empresa tenía programado, y lo hacía junto a otras personas que habían sido afectadas por el mismo imprevisto, pero la reacción de la empleada se convirtió en un ataque homófobo que el cliente decidió grabar en su teléfono móvil.

El cliente, ante la actitud de la empleada, que hacia insinuaciones y comentarios desagradables sobre su posible homosexualidad, decidió grabar a la mujer para tener pruebas de lo que estaba escuchando. En el vídeo vemos cómo la mujer se da cuenta de que está siendo grabada. En ese momento agarra el móvil del cliente y se lo arrebata, pero se puede escuchar con claridad: “Hueco [término peyorativo empleado en Chile para referirse a los homosexuales, algo así como maricón], tení una cara de gay que no te la podí, y con sida” (tienes una cara de gay que no puedes con ella), fueron  las ofensas que le confirió.

La victima aseguraba que “todo se originó porque se suspendió el viaje a las 0:15 horas, que estaba pagado de antemano,  porque Turbus tiene un convenio con la empresa donde trabajo. Había más personas reclamando por lo mismo, y al hacerlo yo, esta señora me ofendió por mi orientación sexual”.

Estos hechos y el vídeo con las pruebas, fueron denunciados en la cuenta de Twitter de Movilh Chile (Movimiento de Integración y Liberación Homosexual de Chile), que tuvo gran repercusión internacional  y que obligó a Turbus a dar la cara por el comportamiento de su trabajadora.

Turbus se disculpaba a  través de su cuenta de Twitter con un comunicado en el que desvinculaba la actitud de la trabajadora con las políticas de la empresa, anunciando que no tenía conocimientos de la existencia de este vídeo y afirmando que la trabajadora ya había sido retirada de sus funciones y cargo.

Además, aseguran que mejorarán sus protocolos para que no vuelva a repetirse una situación similar.

A pesar de las disculpas emitidas, el cliente ha anunciado que no desistirá de las acciones legales pertinentes contra la empresa, en especial porque Turbus no reaccionó a la reclamación presentada con fecha del 9 de mayo, cuando sucedian las agresiones, teniendo en consideración estos hechos solo a partir de la denuncia pública, y porque en ningún momento se han comunicado con él personalmente para pedirle disculpas, y ni si quiera le mencionan en su comunicado.

Cuesta creer que aún ocurran casos como este, y que se sigan usando como insultos la sexualidad de una persona o la posibilidad de que esta esté enferma de sida, con las connotaciones y estigmas que esto promueve.  

Otros vídeos que denuncian hechos similares puedes verlos en estos artículos: Ataque homófobo verbal en el Metro de MadridUn homófobo es reducido tras atacar a un gay.

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.