15/12/2018

Relatos gays de fin de semana: ‘Tu cabeza entre mis piernas’

2 diciembre, 2018
1595
Léetelo en 1 minuto

Me encanta cuando pones tu cabeza entre mis piernas y me pides que te masajee la cara. Con delicadeza caliento la crema entre mis dedos y luego, lentamente, pongo mis dedos sobre tu rostro para acariciarte.

Me encanta el suave tacto de tu piel en mis dedos. Poco a poco, recorro con ellos tu frente y luego me entretengo haciendo círculos concéntricos alrededor de tus ojos. Me gusta pasar mis dedos sobre tus cejas, masajearlas levemente y luego continuar con mis dedos por la parte inferior de tus ojos hasta alcanzar de nuevo el tu nariz.

A veces hago que mis dedos, como si de dos seres independientes se tratasen, naveguen por tu rostro cada uno a su deriva, dejándoles correr y recorrer la anatomía de tu cara. Pómulo, mentón, labios, cejas, frente… Mis dedos se pasean por tu cara como exploradores en busca de un tesoro y disfrutan del viaje sabedores que lo importante no es el resultado sino el camino.

A días en los que te masajeo la cara y te duermes. Y es entonces cuando sujeto tu cabeza entre mis manos y acerco lentamente mis labios a los tuyos para besarte. La humedad de tus labios impregna los míos y siento como una pequeña sonrisa se te dibuja en la cara.

Cuando luego te despiertas, cuando después abres un ojo y me miras con ese verde cristalino que tienes por mirada. Una risa se escapa de mi boca y solo pienso de nuevo en besarte.

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.