fbpx
13/08/2022 onunla daha iyi ve sıkı partiler geçirerek sikiş gecelere akan beyaz tenli kız geceleri erkek bularak porno ikisi de başka otellere gidip seks yapmaktadırlar porno indir gittiği mekanda olduğunu bildiren bir program sayesinde bakıştığı brazzers porno kızı bulan adam onu ekleyerek derin ve uzun sikiş bir sohbetin ardından onun 18 yaşında çıtır bir azgın hd porno video kız olduğunu anlar kendisinden baya küçük yaşta olmasına rağmen çok sikiş seksi ve yetişkin olan azgınye buluşma teklifi eder sikiş birkaç kez buluştuktan sonra sevgili olurlar porno ve onu gündüzleri sürekli boş olan evine sex video çağırır 18 yaşındaki azgın kızı eve atan anal sex izle adam azgınlıktan fena halde kudurmuş

LVL1, en ‘Generación Selfi’: “No pienso quedarme en fenómeno viral, sueño a lo grande”

3 septiembre, 2021

LVL1 se ha convertido en la protagonista del gran fenómeno viral musical surgido en 2021 en nuestro país gracias a su primer single, FVN! La algecireña de 24 años, no binaria y abiertamente bisexual, publicó la canción hace cuatro meses sin expectativas creadas, y la magia de TikTok le está permitiendo llegar a todo el mundo e ir acumulando las reproducciones del tema por millones.

Cuando ya ha pasado de los once millones en Spotify, charlamos con LVL1 –pronúnciese Luli– por teléfono cuando ella todavía está en Algeciras, aunque por poco tiempo. El interés que está despertando a nivel internacional la lleva en breve a Londres (“allí espero dar mi primer show”), y no tardará en fijar su residencia en Madrid

Todo va muy rápido y ella lo está disfrutando –y compartiendo en redes– minuto a minuto. Es hora de conocerla mejor y saber cuáles son las bases de su celebrada viralidad. “Aún estoy haciéndome a la idea de todo el boom, confiesa.

LA MÚSICA ES MI VOZ

“No he tenido en toda mi vida otro objetivo que no fuese dedicarme a la música. Además, mis padres tocan instrumentos, y mi padre además estuvo en varios grupillos en Sevilla en los 80. Siempre ha habido una gran tradición musical en casa. Mi padre empezó a enseñarme cosas, y el resto lo he ido aprendiendo yo sola.

De pequeña ya escribía letras y cantaba canciones por las esquinas. De hecho, mis padres cuentan que yo, en vez de llorar, cantaba. Aprendí a tocar la guitarra y tuve mi época de covers, que es algo que muchos artistas han vivido [risas]. Empecé haciendo versiones de los Beatles, Bob Dylan, Janis Joplin; luego me dio por Lana del Rey… Aunque mi gran icono fue siempre David Bowie, la influencia más grande que tuve durante mucho tiempo junto con Divine.

La primera canción completa que recuerdo haber escrito fue con catorce, pero recuerdo sentir que ese no era el estilo en que me quería mover, era demasiado folkie. Ahora me declaro super fan de Tyler, The Creator y de Frank Ocean, dos iconos bisexuales muy guays”.

BIVISIBILIDAD A TOPE

“A mí no me ha importado crecer en Algeciras; más que pequeña, a mí lo que me parece es aburrida, porque hay muy pocas opciones culturales. Que en mi caso ha resultado positivo, porque me obligó a buscarme cosas que hacer. Cuando llegué a la adolescencia me dio por lo gótico, por lo emo, como le pasó a mucha gente mi generación.

Acabé juntándome con toda la peña alternativa de Algeciras, y la mitad era queer como yo. De hecho, de ahí salió mi primer grupo, Queer Mafia, que monté con otros dos algecireños en Granada. Nos fuimos a estudiar allí y fue donde nos volvimos a encontrar.

Nunca he tenido problema con mi orientación sexual allí; de hecho, en mi casa hay un ambiente de aceptación total. Vamos, los dos hijos hemos salido bisexuales. Y siempre he apostado por la visibilidad LGTBI a tope, que para eso soy como soy.

Sigue habiendo gente que puede rechazarte por ello, pero en mi caso lo veo positivo, porque así puedes hacer limpieza en tu público. Si hay peña homófoba, tránsfoba o racista que me escuche, si me muestro como soy y digo lo que pienso dejará de hacerlo, y de hecho, preferiría que fuera así [risas]”.

TRAP HOMOSEXUALIZADO EN GRANADA

“Me fui a Granada y empecé estudiando Filosofía, pero no era lo mío para nada, y en tercero lo dejé. Pensé en hacer un curso de sonido, aunque en realidad lo que quería era hacer música. Pero como todo el mundo me decía que era imposible que pudiera dedicarme a ella, me puse a hacer diseño de moda. He hecho un curso, y me lo pasé muy bien, pero cuando se me ha plantado delante la oportunidad de dedicarme a lo que realmente me gusta, le van a dar por culo a los estudios [risas].

Cuando empezamos con Queer Mafia cambió mi manera de componer, ya empecé a desarrollar un estilo más urbano, me abrió la puerta a un mundo nuevo. Como de los tres integrantes dos somos queer, pues de ahí el nombre [risas]. Al principio parodiábamos un poco la movida del trap; empezamos de coña pero quedó bien y nos lo tomamos en serio.

Frente a un movimiento tan heterosexual y predominantemente masculino como el del trap en sus inicios, llegamos una panda de maricones a homosexualizarlo y hablar de guarrerías, lo que nos gusta [risas]. Fue un proyecto superintenso, porque solo duró dos años”.

A DIVERTIRME, Y A VIRALIZAR, SOLA

“Pasé un tiempo en la mierda, pensando que había tocado techo con Queer Mafia. Pero no, había que seguir intentándolo. A mí la música que realmente me interesa es la electrónica y el hip hop, y es lo que he fusionado con mis influencias del house, el vogue y la cultura ballroom. Me di cuenta de que hay muy poca gente que haga eso en español, y empecé a buscar productores.

Me topé con Trillfox, le expliqué lo que buscaba y así nació FVN! Un año después, tenía la canción completa, que lancé el 14 de mayo pasado. Hice mucho trabajo de promo en redes sociales, pero la canción llegaba como mucho a amigos de amigos. Tuvo buena acogida, pero nada fuera de lo normal.

Cuando se me hizó viral un TikTok en donde salía bailándola, de la noche a la mañana tenía una barbaridad de interacciones, y empezaron a crecer las escuchas y los follows. El siguiente boom en TikTok fue en Rusia, y el que ya lo ha dinamitado todo ha sido el que ha ocurrido en Estados Unidos. España aún está en el 9 del Top 10 de países que más me escuchan [risas]”.

DE BROMA VIRAL, NADA

“En absoluto me quiero quedar en un fenómeno viral, sueño muy a lo grande y tengo planeada una carrera completa. Aunque no pensaba que esto fuera a pasar ya, claro. Lo estoy viviendo con total normalidad, aunque es cuando enciendo el móvil que soy consciente de todo lo que está pasando.

Trabajo mucho para tener una plataforma de redes muy visible y cercana, para que la peña sepa que detrás de esa canción hay una persona con una actitud muy concreta. En Twitter soy muy bestia [risas]; de hecho, me he tenido que crear una segunda cuenta para intentar dar una imagen de formalidad y profesionalidad, porque con la que me abrí en 2010 no se me puede tomar en serio…

A estas alturas, me creo que todo es posible. Hasta que Doja Cat participe en un remix, que es algo con lo que sueño. Voy a liarla pardísima a partir de ahora”.

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.