19/06/2019

¿Qué le falta a Ariana Grande para ser perfecta?

17 noviembre, 2014

ILUSTRACIÓN: Iván Soldo

En un tiempo en que las artistas pop valen básicamente lo que sus traseros, Ariana Grande va de cara –y de rara–. Es casi una acto revolucionario. Como lo fue debutar con un álbum dedicado a rescatar el r&b más meloso de los 90 y darle una vuelta, auspiciada por Babyface. Era el género ideal para esa florituras vocales que tanto le gustan a esta pin-up de última generación, aunque no era precisamente lo que triunfaba en las listas hace dos temporadas. Y podría haberlo promocionado, como tantas compañeras –y compañeros–, vendiendo carne, pero no. Apuesta por ofrecer buenos, sólidos, discos. Qué atrevimiento.

Sus coqueteos continuos con el empalago no empachan, y no se sabe bien cómo lo consigue. A los 21 años sigue teniendo cara de no haber roto un plato en su vida, y eso a pesar de la fama que tiene de diva caprichosa y engreída –algo que ella niega, claro–. Desde luego, no hay artista que luzca las colas de caballo como ella, y visto lo impecablemente peinada que va siempre, te da por pensar que su peluquero debe haberse convertido en su sombra. Se puede permitir tenerlo currando a tiempo completo, porque en 2014 ha brillado y triunfado como ninguna.


Ariana Grande con Frankie Grande y Justin Sargent en el backstage de ‘Rock of Ages’.

Sin perder el rollito retro que tan bien le sienta, en lo musical ha sabido dar un paso adelante en My Everything, un disco en el que toca muchos más palos que en su debut, y todos bien. La sombra de la Carey ya no es alargada, y ahora también saca en ocasiones a la Christina Aguilera que lleva dentro –con más gracia que la original–. Y sorprende su arte para llevarse a su terreno a artistas tan dispares como Childish Gambino, The Weeknd y Cashmere Cat. Lo normal es que se la comieran con patatas en sus dúos –¡con lo que le gusta a Ariana cantar con otros!–, pero no, ella siempre en su sitio. Ahora solo queda esperar que pronto grabe el dúo más esperado: con su hermano Frankie. ¿Nadie se lo ha propuesto aún de verdad? Visto lo comprometidos que están los dos con la lucha por la normalización gay, seguro que se marcan un himno a la altura de Enough Is Enough, por lo menos. ¿Y si llaman a Barbra Streisand? Porque a Ariana los tríos también se le dan bien.


Ariana Grande actúa el 16 de junio de 2015 en el Palau Sant Jordi de Barcelona. La venta anticipada de entradas comienza el 19 de noviembre


Más chicas pop:

> Yelle

> Taylor Swift

> Javiera Mena

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.