29/10/2020

¿Se cancelará ‘OT 2020’ por el coronavirus?

13 marzo, 2020

No son pocas las barreras a las que está haciendo frente OT 2020. La actual edición del talent show de TVE llegaba a la parrilla con muchos prejuicios: ¿será bueno el casting?, ¿fracasará en audiencia?, ¿conseguirán los concursantes enamorar al público? Numerosas incógnitas que, a día de hoy, cuando viven la novena semana de concurso, ya se han dejado atrás.

Si bien es cierto que los datos de audiencia de esta temporada se encuentran entre los más bajos de la historia del programa, la repercusión social del formato en redes como YouTube –donde se emite su canal 24h–, Twitter o Instagram está siendo muy buena. Respecto a los concursantes, todos y todas han resultado ser un pilar fundamental en esta edición. Algunos y algunas por su carisma y su facilidad para crear conflictos –no nos engañemos, las polémicas son un gran gancho para el programa–, otros y otras por sus admirables cualidades vocales y musicales.

Con estas primeras cuestiones superadas, OT 2020 se enfrenta ahora a su mayor reto. La crisis del coronavirus obligó al formato de Gestmusic a tomar ciertas medidas de cara a las firmas de discos de los cantantes o al contacto con el público en plató. Estas precauciones han aumentado, y provocarán un hecho insólito en la historia del concurso.

La gala de mañana, domingo 15 de marzo, se celebrará desde la propia academia, tal y como informa el periodista especializado en televisión Borja Terán en el portal La información. Una decisión de última hora, ya que la idea inicial era que fuera en plató pero sin público. Según ha confirmado TVE, el presentador Roberto Leal entrará por webcam desde su casa de Madrid.

Y aún hay más. Las firmas de discos que estaban realizando los expulsados por toda España han sido canceladas, y la productora ha prohibido a los profesores o invitados que visitan la academia tener contacto físico con los concursantes.

Queda comprobar si con estas estrictas medidas se va a conseguir impedir la llegada del virus a la academia y que OT pueda continuar con absoluta normalidad. Pero, ¿qué pasaría si alguno de los chicos o chicas enfermara? Probablemente el programa no podría hacer frente a un contagio entre sus concursantes; y sus responsables deberían tomar medidas drásticas. O pausar el transcurso del programa durante al menos quince días –algo que interrumpiría el aislamiento de los concursantes y supondría una alteración del estado anímico tanto de los mismos participantes como de sus familiares– o, directamente, cancelar la edición, lo que supondría un mal trago para sus responsables, los jóvenes y los miles de seguidores del programa.

Esperamos que las medidas que se han tomado resulten efectivas y, en apenas unas semanas, podamos ver quién se convierte en el sucesor o sucesora de Famous Oberogo como ganador de Operación Triunfo.

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.