25/09/2021 onunla daha iyi ve sıkı partiler geçirerek sikiş gecelere akan beyaz tenli kız geceleri erkek bularak porno ikisi de başka otellere gidip seks yapmaktadırlar porno indir gittiği mekanda olduğunu bildiren bir program sayesinde bakıştığı brazzers porno kızı bulan adam onu ekleyerek derin ve uzun sikiş bir sohbetin ardından onun 18 yaşında çıtır bir azgın hd porno video kız olduğunu anlar kendisinden baya küçük yaşta olmasına rağmen çok sikiş seksi ve yetişkin olan azgınye buluşma teklifi eder sikiş birkaç kez buluştuktan sonra sevgili olurlar porno ve onu gündüzleri sürekli boş olan evine sex video çağırır 18 yaşındaki azgın kızı eve atan anal sex izle adam azgınlıktan fena halde kudurmuş

Mala Rodríguez: “Ser pionera es jodido, pero diver”

14 julio, 2021

Cada vez más abierta y honesta ante el mundo, Mala Rodríguez da un paso más allá con la reciente publicación de Cómo ser Mala, una autobiografía nada convencional, como la propia artista. Lejos de plantearla al modo tradicional, la Mala ha apostado por un relato fragmentado, con una narrativa desordenada, recuperando pensamientos, anécdotas, recuerdos y poesía –o prosa poética, como dice ella– sin utilizar apenas filtros.

Asegura Mala Rodríguez que la escritura de este libro se ha convertido en una forma de terapia. “He aprendido que hay que relajarse y disfrutar. Que nada es tan importante, que los estereotipos no valen para nada y que todo es una construcción social“. Y asegura que se alegra de haberse “liado tanto, me felicito”, afirma entre risas.

SHANGAY ⇒ ¿Te ha costado romper con las construcciones sociales y liberarte?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ No, pero siempre he tenido dudas… “¿Lo estaré haciendo bien? ¿Lo estaré haciendo mal?”. Al cumplir los cuarenta, pensé: “Ya tengo que ser responsable”. Aunque enseguida vi que era todo lo contrario, que mejor estar chill, porque está todo bien. Vamos a disfrutar, a reñir menos y a celebrar más. Cumplir los cuarenta estuvo guay, fue un momento de tomarme el pulso, y hacerme unas preguntas: “¿Quién soy? ¿A dónde voy?”.

“Nadie me dice por la calle ‘qué asco das’, me lo escriben por Instagram. Pues les mando un saludo”

SHANGAY ⇒ ¿Has ido notando más presión con los años a la hora de lanzar discos?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ No lo he vivido así. En cada momento hacía música, viajaba, iba viendo cómo estaban las cosas allá donde iba… En los últimos años he entrado en una conexión full con la escena musical actual; antes estaba centrada en ponerle sonido a mi historia personal.

SHANGAY ⇒ Ser pionera, ¿te ha pesado?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ Antes no lo entendía, ahora sí. Ser pionera es jodido, pero diver; llegas la primera a la fiesta y dices “qué cagada, ¿me voy o me quedo?”. Me quedé un tiempo y luego me fui a otra.

SHANGAY ⇒ Ahora te sentirás muy acompañada…
MALA RODRÍGUEZ ⇒ Claro, me siento muy conectada con gente de otras generaciones que era muy pequeña cuando yo ya estaba en activo. Es muy, muy guay.

SHANGAY ⇒ ¿Qué pensaste cuando te propusieron escribir el libro?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ Que me iba a divertir mucho. Me he quedado con la sensación de que se han quedado muchas historias por contar, porque tengo muy mala memoria. Ahora me estoy acordando de muchas cosas que no he contado. Pero me gusta que sea así, porque más que un libro de memorias, lo es de aventuras. Une cachos de una vida y es muy de tú a tú, sin un timeline. Es como si leyeras el diario de una amiga. Es como yo.

SHANGAY ⇒ Aseguras que no eres nostálgica. ¿Qué has sentido al mirar atrás?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ [Se lo piensa] Pues… que no me lo pienso mucho, que voy p’alante siempre. Me guío por mi intuición y mi instinto.

SHANGAY ⇒ ¿Has echado algo de menos al recordar tu pasado?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ Que quizá me hubiera gustado tener un perro. Gatitos sí tuve, los cogía de la calle, aunque eso no lo he mencionado. Pero siento que todo lo que está en el libro es lo que más me ha marcado.

SHANGAY ⇒ ¿Qué sentiste al recordar a la María de veinte años?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ Que tenía muchas ganas de cantar, de sacar cosas de dentro, de investigar, de pelear y de sacarle el dedo a todo el mundo. La música me ha facilitado siempre sacar la rabia de dentro. En el libro solo comparto lo positivo, porque yo no soy de meterme con nadie. Puedo ser un poquito sarcástica en algunos momentos del día, pero no siempre, porque no es bueno. Un libro es algo tan lindo que quería que todo lo que quedara en él fuese constructivo.

“Se nos ha machacado mucho con que hay que tener cuerpos normativos, una familia normativa… No es saludable”

SHANGAY ⇒ ¿Qué te ha enseñado la escritura de esta obra?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ Que soy una poeta prosaica [se echa a reír]. Cuando escribía me salían rimas y rimas; mis editores me lo señalaban, y yo les decía que era prosa, aunque rimara. Desde que estaba en el colegio soñaba con escribir una novela, siempre he tenido el runrún. Esa novela se ha transformado en este libro.

SHANGAY ⇒ Lanzas muchos mensajes a las mujeres más jóvenes, para que se quieran como son y que no proyecten objetivos que les vengan impuestos por la sociedad… ¿Te parecía importante hacerlo?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ Sí. Se nos ha machacado mucho con esas historias de que hay que tener cuerpos normativos, una familia normativa…, que todo entre en el cajón de “lo correcto”. Eso no es saludable, ni lo ha sido nunca. Y me he venido arriba hablando de ello.

SHANGAY ⇒ También te has venido arriba en tus redes sociales. Pasamos de la María en chándal a otra mucho más exuberante en la actualidad…
MALA RODRÍGUEZ ⇒ ¿A ti te han tirado del sujetador siendo chica? ¿O te han estado mirando las tetas todo el rato en plan mal? Esas cosas me acomplejaron, por eso llevaba ropa ancha, para tapar mi cuerpo. Cuando hice las paces conmigo misma y ya me dio igual todo, eso cambió. ¡Haz lo que te dé la puta gana y sé feliz! Pero ese proceso tiene que ser gradual y real. Si no lo hago ahora que tengo cuarenta años, ¿cuándo lo voy a hacer? Disfruté mucho yendo siempre en chándal, y a diario suelo ir hecha un orco, pero de vez en cuando me pongo mis vestidos, me maquillo y esas cosas. Es lo que tiene estar en paz conmigo misma.

“Me encanta ir de superstar cuando toca”

SHANGAY ⇒ ¿Cómo vives esa presión que se os impone a las estrellas pop de ir siempre impecables?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ Ese juego lo disfruto ahora más que nunca. Me encanta ir de superstar cuando toca, es muy divertido. Me ayuda a diferenciar la persona del personaje. Cuando me subo a un escenario me encanta crear esa fantasía. Cuando empecé no era capaz de comprender lo que estaba haciendo todavía; iba a los conciertos, soltaba mi rollo y no entendía bien lo que estaba pasando. Hablaba de cosas tan profundas que pasaba muchísima vergüenza, Algunas canciones no las podía ni cantar, me daba corte, porque compartía cosas muy íntimas. Entenderme como artista me ha supuesto un largo proceso.

SHANGAY ⇒ En el libro comentas que eres consciente de que mucha gente que te adoraba en tus inicios ahora ni te entiende ni te desea precisamente lo mejor. ¿Cómo fuiste consciente de ese hecho?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ A través de las redes sociales. Porque por la calle nadie me dice “qué asco das”, me lo escriben por Instagram. Pero vamos, que a toda esa gente, un saludo… Y a los que han inventado la cadenita para llevar colgado el móvil, otro saludo, que se me ha caído ya cuatro veces, lo tengo reventado. No vale para puto nada [risas]. Hay gente a la que le gusta esa idea de Marisol, una artista que no crece. Pero Marisol luego tuvo la regla, y follaba. Pues yo igual.

SHANGAY ⇒ En el libro hablas bastante de follar, por cierto…
MALA RODRÍGUEZ ⇒ Bastante no, solo un poco. Me apetecía, la verdad. Porque follar es muy importante. También hablo de comida, porque amo comer. He sido vegana muchísimos años, y ahora de repente estoy como las locas, desmadrada: como carne, como erizos, como de to. Me pones aquí a probar sesos de mono y lo hago.

SHANGAY ⇒ Una de las historias sexuales que compartes nos descubre que has tenido experiencias bisexuales. ¿Fue algo puntual?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ Estoy abierta a todo. Siempre he sido así. Y eso incluye también la asexualidad; he tenido periodos en los que no me ha apetecido hacerlo con nadie. Por eso no me gusta hablar de que si eres homosexual o lesbiana o lo que sea. Somos seres humanos, y ya. A cada uno le gusta lo que le gusta; sientes amor o deseo, es así de simple. Si queréis seguir poniendo letras a la sigla LGTBIQ, hacedlo, pero yo creo que todo debería ser más sencillo. Entiendo que hay que hacerlo porque vamos paso a paso, pero es que son pasos muy lentos.

SHANGAY ⇒ ¿Te reafirmas como aliada de la comunidad?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ Soy aliada de la gente que no tiene complejos y que no tiene miedo, que trata de encontrar su felicidad sin hacer daño a nadie. De los “acartonados”, no.

SHANGAY ⇒ Me han sorprendido tus alabanzas a J.Lo en el libro… ¿Y eso?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ Cuando saqué Lujo ibérico, ella estaba empezando su carrera musical. Pensé “¿Perdona? No veas esta mujer. ¿De dónde ha salido esta puta diosa?”. Me quedé prendada. Iba camino de los treinta, que para empezar una carrera en la música ya eres vieja para mucha gente. Pues ole el coño de esa muchacha. Siempre la he seguido, y me parece fascinante cómo ha ido cambiando, dando volantazos y nada la para.

“Ole el coño de J.Lo”

SHANGAY ⇒ También hablas en Cómo ser Mala de lo que supone compaginar la vida de artista con la de madre…
MALA RODRÍGUEZ ⇒ No suelo hablar de ello. Pero me habría parecido extraño no mencionarlo en el libro. Porque soy madre. Y muy buena madre. Me he sentido mala madre en algunos momentos, porque tienes la espinita de que quieres hacerlo mejor, y que puedes hacerlo mejor. Es el reto más grande al que me he enfrentado. Y mis hijos son los maestros más importantes que he tenido.

SHANGAY ⇒ ¿Como artista también sientes a veces que podrías hacerlo mejor?
MALA RODRÍGUEZ ⇒ No, no me exijo tanto. Con llegar al estudio, improvisarme algo guapo y pasarla bien, tengo bastante. Como madre sí tengo que aprender a disfrutar más.

FOTOS: GONZA GALLEGO

EL LIBRO CÓMO SER MALA ESTÁ PUBLICADO POR TEMAS DE HOY

También te gustará leer

'Jóvenes altezas' ya se ha convertido en la nueva serie LGTBIQ+ de moda

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.