Ana Mena se corona en una noche llena de glitter y (bello) drama

La malagueña colgó el cartel de 'sold out' en el WiZink Center de Madrid en la noche más importante del 'Bellodrama Tour'.

Ana Mena
Ana Mena
David Pallarés

David Pallarés

Con siete años vi a Madonna besarse con Britney Spears en la tele y desde entonces mi vida cambió.

10 septiembre, 2023
Se lee en 3 minutos

Temas: , ,

Era uno de sus exámenes finales. Ana Mena se enfrentaba por primera vez al WiZink Center de Madrid y tenía que demostrar su valía ante las casi 17 mil personas por las que había colgado el cartel de sold out. 14 conciertos previos de Bellodrama Tour la avalaban y le habían servido de preparación para el gran concierto, y así lo reconoció ella: «Llevo toda la gira pensando en esta noche. En cada escenario pequeño he visualizado este concierto». Y finalmente, ante un público entregado, y muy diverso, Ana Mena se coronó como una de las princesas del pop español.

Además, la cantante presentó Madrid City, su nuevo tema, que según dijo saldrá en un par de semanas. Se trata de una oda a la capital, que le ha regalado tantos buenos momentos y noches únicas como la de ayer.

Recorrer los alrededores del recinto de eventos era todo un desfile de glitter. La propia artista había pedido a sus fans que llenaran de purpurina sus caras y outfits para celebrar Bellodrama, el álbum de estudio que la ha llevado a lo más alto. Concretamente «desde Málaga p’al mundo». En el interior, el público, que era un claro ejemplo del «gays and girls», se abría paso para coger los mejores sitios cerca del escenario. Adultos, jóvenes y niños. Nadie quiso perderse la noche más importante en la carrera de Ana Mena.

Cuando la cuenta atrás llegó a su final, surgió en la pantalla gigante del escenario un enorme diamante que dio paso a la artista, que lucía un elegante traje blanco que hacía juego con la escenografía y el vestuario del resto del equipo. Ana Mena derrochó frescura, belleza, coreografías y temazos durante la más de hora y media de show.

Un concierto en el que también hubo espacio para los cameos, como el del italiano Rocco Hunt, que cantó junto a la artista sus dos éxitos Un beso de improviso A un paso de la luna; Abraham Mateo, que demostró su talento vocal en Quiero decirte, en la que ambos cantantes derrocharon química. Y la polémica aparición de un desubicado Omar Montes, que ni hizo el intento de fingir que cantaba. Más allá de eso, Ana Mena supo ganarse al público y ponerlo en pie durante todo el espectáculo, cargado de humo, confeti y fuegos artificiales que acompañaron cada coreografía. Además de un columpio con el que sobrevoló el escenario.

También hubo espacio para las versiones. La malagueña cantó Obsesión de Aventura y Puedes contar conmigo de La Oreja de Van Gogh, e hizo que todo el WiZink Center se viniera abajo. Una demostración del cóctel de música latina y pop español que es la de Málaga, con una pizca de melodrama por sus baladas y visuales de lo más dosmileros que también definen a la «diva doliente», como le gusta llamarse a sí misma.

Un show a la altura de cualquier artista internacional y que pone de manifiesto la consagración de Ana Mena como una de las princesas del pop nacional. Cabe destacar que el equipo de vídeo, que inmortalizó cada momento del espectáculo que se retransmitió en las pantallas, hizo un trabajo impecable y nos regaló planos dignos de una actuación de la MTV. Todo ante una Ana Mena que se comía la cámara.

También hubo espacio para el recuerdo, y durante uno de los interludios del concierto, vimos en las pantallas vídeos de una pequeña Ana Mena que cantaba flamenco, acudía al programa de Juan y Medio y soñaba con ser cantante. Un sueño que anoche tuvo su broche de oro y que quedará para el recuerdo de la cantante y de todos los que estuvimos allí.

Al finalizar el espectáculo, la estrella agradeció entre lágrimas la acogida de su último disco y de toda la gira, con la que ha recorrido varias ciudades españolas y que terminará en diciembre en el Palau Sant Jordi de Barcelona. Todo el equipo salió al escenario para despedir al público, incluida la madre de la artista, que le regaló un ramo de flores muy emocionada. Música ligeraLas 12 fueron las encargadas de cerrar un show divertido, fresco, bailable, con un poco de drama, y muy disfrutón. Vamos, lo que es Ana Mena.

Madrid City fue otra de las sorpresas de la noche. La malagueña quiso aprovechar su paso por la capital para presentar su último tema, aunque ya lo había hecho con la demo en el Arenal Sound. Madrid City es una canción de amor a la capital española que saldrá muy pronto, concretamente «en dos o tres semanas». Una canción con ecos a Las 12, que los fans ya esperan como agua de mayo. A la salida del concierto nos esperaba la lluvia, pero el sentimiento festivo se mantuvo hasta bien entrada la noche.

Shangay Nº 564
Portada de la revista Anuario 2023
  • Junio 2024
Shangay Voyager Nº 38
Portada de la revista Shangay Voyager 38
Anuario 2023
Portada de la revista Anuario 2023
  • Diciembre 2023