28/07/2021 onunla daha iyi ve sıkı partiler geçirerek sikiş gecelere akan beyaz tenli kız geceleri erkek bularak porno ikisi de başka otellere gidip seks yapmaktadırlar porno indir gittiği mekanda olduğunu bildiren bir program sayesinde bakıştığı brazzers porno kızı bulan adam onu ekleyerek derin ve uzun sikiş bir sohbetin ardından onun 18 yaşında çıtır bir azgın hd porno video kız olduğunu anlar kendisinden baya küçük yaşta olmasına rağmen çok sikiş seksi ve yetişkin olan azgınye buluşma teklifi eder sikiş birkaç kez buluştuktan sonra sevgili olurlar porno ve onu gündüzleri sürekli boş olan evine sex video çağırır 18 yaşındaki azgın kızı eve atan anal sex izle adam azgınlıktan fena halde kudurmuş

Celia Villalobos: “Si a Esperanza Aguirre no le gusta verme en ‘Masterchef’, peor para ella; yo la invito a participar”

29 septiembre, 2020
Léetelo en 10 minutos

Tras más de treinta años como diputada del PP, Celia Villalobos se despide de la política y comienza una nueva etapa en la que disfruta de mayor libertad. Algo que se percibe en su participación en la última edición de Masterchef Celebrity o en Como Sapiens.

Hablamos con ella de estas nuevas aventuras y de su trayectoria, la misma que recoge en su recién publicado libro La política apasionada, donde destacan capítulos como la vez que fue en contra de las directrices de su partido y votó a favor del matrimonio igualitario. Hoy, años más tarde, nos habla de cómo ve ella las leyes LGTBI y de su relación con destacados activistas, como Paco Tomás, o de amigos como Máximo Huerta.

“La política del pensamiento único me da repelús. En algunos temas relacionados con la moral privada se tiene que respetar la libertad de voto”

SHANGAY ⇒ Dejas la política y sorprendes participando en Masterchef Celebrity y como una de las reporteras del nuevo programa de TVE Como Sapiens
CELIA VILLALOBOS ⇒ Yo dejé la política porque lo que empezaba a pasar no me gustaba demasiado. La vida es mucho más que la política, y los seres humanos nos tenemos que reinventar todos los días. Me ofrecieron Masterchef y me pareció un reto importante, no me arrepiento para nada de haber ido, sino todo lo contrario. Como Sapiens me parece un programa muy divertido en el que animamos a la gente a que coma y cocine bien. Es muy entretenido y, al mismo tiempo, enseña grandes cosas.

SHANGAY ⇒ ¿Te sientes más libre ahora que no tienes un cargo político?
CELIA VILLALOBOS ⇒ Sí, claro. Me siento diferente, me siento bien. A mí me gusta experimentar y enfrentarme a cosas buenas.

SHANGAY ⇒ ¿Sale más cara la sinceridad en política que en la televisión?
CELIA VILLALOBOS ⇒ Depende. La política es más complicada, más difícil. Yo creo profundamente en el deber de un funcionario público de trabajar por el conjunto de los ciudadanos y el bienestar de su país. Eso te obliga a poner por delante de tus propias ideas los intereses generales, y a veces no se entiende.

SHANGAY ⇒ Tú has sido de las pocas políticas que han decidido no morderse la lengua en ciertas ocasiones…
CELIA VILLALOBOS ⇒ A mí la política del pensamiento único me da repelús. En algunos temas relacionados con la moral privada se tiene que respetar la libertad de voto. Hay personas a las que no les gusta que se dé esa libertad, pero a mí la libertad me gusta. En estas cuestiones, todos los partidos políticos deberían dar libertad de voto a sus miembros porque afecta a su forma de entender privada, pero no he conseguido que ocurra.

SHANGAY ⇒ En su momento, rompiste la disciplina del voto oficial del partido contra el matrimonio igualitario…
CELIA VILLALOBOS ⇒ Sigo en la línea de creer profundamente en la libertad y el respeto, y no forzar a la gente a votar cosas que no comparten. Yo lo hice sabiendo que significaba una multa y que algunos compañeros me mirarían regular, pero a mí eso me trae sin cuidado. Pagas un precio que sabes que merece la pena. Si le hubieran dado libertad de voto a los miembros del Partido Popular, habría sido bastante mejor.

SHANGAY ⇒ ¿Qué les dirías a aquellos que votaron en contra y después han ido a bodas LGTBI?
CELIA VILLALOBOS ⇒ Han ido a bodas LGTBI y se han casado. En mi partido, como es lógico, porque representa a muchos millones de personas, hay homosexuales, bisexuales, transexuales, hay de todo. La sociedad es como es, no como les gustaría a muchos. Y ahí está la ley.

“Creo profundamente en la libertad y el respeto, y no forzar a la gente a votar cosas que no comparten”, nos dice sobre su voto a favor del matrimonio igualitario

SHANGAY ⇒ ¿Por qué crees que en su momento encabezaron esa cruzada tan absurda?
CELIA VILLALOBOS ⇒ Porque había un sector de mi partido que en aquel momento era potente y se oponía; y porque muchas veces da miedo el vértigo de tomar decisiones que a lo mejor, para una parte de tu partido, son difíciles de explicar.

SHANGAY ⇒ ¿La sociedad va por delante de algunos políticos?
CELIA VILLALOBOS ⇒ Las leyes van detrás de los cambios sociales que se producen. Recuerdo que, siendo presidente del Gobierno José María Aznar, hubo una proposición que presentaron Coalición Canaria, IU y PSOE, y se hablaba de las parejas de hecho. Como el Gobierno de Aznar no tenía mayoría absoluta, entró y se debatió en el Congreso… Yo era alcaldesa de Málaga entonces, y recuerdo que le dije al presidente que era un buen momento para enfrentarse a este tema, que estaba en la sociedad, y creía que teníamos que buscar una solución. No se pudo hacer, y después Zapatero ya trajo le ley de la que hablamos.

SHANGAY ⇒ ¿Por qué militabas en un partido con el que no compartes sus postulados?
CELIA VILLALOBOS ⇒ Este tipo de postulados que afectan a la moral privada también los había en el PSOE. Que todos tengamos que pensar lo mismo no tiene sentido. Recuerdo que al poco tiempo yo estuve en la boda de dos compañeros que llevaban la asociación de gais del Partido Popular, dos bellísimas personas. ¿Y quién los casó? Pues Alberto Ruiz Gallardón, que era alcalde de Madrid, no te fastidia… A mí lo que me molesta es el encasillamiento: tú eres del PSOE y tienes que pensar así, tú eres del PP y tienes que pensar así. Mire usted, no; la sociedad es mucho más compleja que todo eso. Esta es una realidad que afecta a la sociedad en su conjunto, no a los militantes y votantes del PP en su exclusividad. Además, tener la ley del matrimonio LGTBI no te obliga a ser gay por narices; es una ley que afecta a colectivos de la sociedad que tienen todos los derechos del mundo.

SHANGAY ⇒ ¿Crees que Vox puede conseguir acabar con los derechos del colectivo LGTBI?
CELIA VILLALOBOS ⇒ A mí los radicalismos no me gustan, ni de extrema izquierda ni de extrema derecha. Esos son los del pensamiento único, o eres como yo o no vales para nada. Espero que el centro-derecha de este país vuelva a tener el convencimiento de unirse y volver a posicionamientos centrados y razonables. Este país necesita dos grandes partidos, uno de centro-izquierda y otro de centro-derecha, y después grupos más pequeños a ambos lados, pero sin que tengan que influir decisivamente en el conjunto de medidas que se toman. A mí, la situación actual del Congreso no me gusta nada, y menos en un momento tan complejo como el que estamos, cuando los consensos son tan necesarios.

“Este tipo de postulados que afectan a la moral privada también los había en el PSOE. Que todos tengamos que pensar lo mismo no tiene sentido”

SHANGAY ⇒ ¿Te preocupa la situación actual?
CELIA VILLALOBOS ⇒ Creo que la sociedad española ha hecho muchas pruebas ya, ahí están los resultados electorales de estos últimos tres años, donde se percibe la inestabilidad política que, lógicamente, conlleva una inestabilidad social y económica. Creo que la sociedad volverá otra vez a buscar apoyo en partidos más centrados como PP y PSOE. Espero que podamos ser capaces de buscar ese consenso para la sociedad.

SHANGAY ⇒ ¿Es complicado ser mujer en política?
CELIA VILLALOBOS ⇒ Para mi desgracia y la de todas las mujeres, la sociedad es machista. Es machista que te pregunten a ti, como mujer, cómo concilias, si tus hijos te lo permiten. Somos nosotras las que debemos conciliar, las que debemos tener mala conciencia por querer desarrollar una carrera profesional. A una mujer se le mira la ropa que lleva, si ha repetido pantalón o falda, si ha engordado… ¡No me toques las narices! El feminismo no es que te abran la puerta para dejarte pasar, es algo mucho más profundo. Después hay muchas mujeres a las que les cuesta confiar en otra mujer.

SHANGAY ⇒ Una de las siglas del colectivo que más está luchando por sus derechos y libertades en los últimos años es la comunidad trans, que a día de hoy aún no se reconoce en muchos ámbitos…
CELIA VILLALOBOS ⇒ Lo que yo he aprendido por la edad que tengo, no por haberme dedicado a la política, es que las cosas que no se conocen suelen dar miedo, porque todos vivimos en un área de confort que controlamos, donde las cosas tienen una respuesta que ya hemos aprendido, y eso afecta a cambios profundos y sociales… Y uno de ellos es este. Eso es lo que la sociedad tendrá que superar.

SHANGAY ⇒ ¿Hay que reestructurar la educación sexual? 
CELIA VILLALOBOS ⇒ La educación sexual es fundamental, pero no creo que con 4 años tengas que informar a un niño de ciertas cosas. Yo tengo un nieto que tiene 3 años y va a un colegio donde hay matrimonios LGTBI que llevan a sus hijos. Para mi nieto eso es normal, porque es lo que ve. Lo ve con absoluta naturalidad, y eso es lo que yo creo que hay que hacer. Ahora, si viene un señor a decirle a mi nieto que la homosexualidad está perseguida, va a hacer que se fije en algo que para él era natural… Habría que educar antes a los padres que a los niños.

SHANGAY ⇒ Antes de Masterchef Celebrity ya te habíamos visto en algunos programas de televisión, como el que conducía el exministro de Cultura, Máximo Huerta
CELIA VILLALOBOS ⇒ Es un gran amigo mío, lo adoro. Me parece una gran persona y un gran escritor. Yo fui de las pocas políticas que le dijeron que no dimitiera, que no le forzaran. Ha habido otros compañeros suyos con problemas gravísimos y siguen de ministros, incluso alguno ha llegado a Fiscal General del Estado, y a mi pobre Máximo lo echaron por haber utilizado un argumento absolutamente legal, que es un recurso a la justicia. El Partido Socialista no fue sincero ni lo apoyó, posiblemente porque habría algún compañero al que querían hacer ministro y punto, algo que suele pasar en los partidos en general.

“Me ofrecieron Masterchef y me pareció un reto importante, no me arrepiento para nada; todo lo contrario”

SHANGAY ⇒ También coincidiste allí con el periodista y activista LGTBI Paco Tomás
CELIA VILLALOBOS ⇒ Sí, otro gran amigo. Me he peleado muchísimo con él, teníamos unos debates gordísimos… Con él aprendía muchísimo acerca del colectivo LGTBI, esto que acabamos de hablar de los niños pequeños, con él era permanentemente.

SHANGAY ⇒ ¿Vamos a ver en Masterchef una cara desconocida de Celia Villalobos?
CELIA VILLALOBOS ⇒ Masterchef sirve para encontrarte contigo mismo, ni psiquiatras ni nada. Es un programa muy bien hecho, con una gran empresa y con tres jueces que tela marinera. Hay momentos en que lo pasas muy mal, otros que ríes, que lloras, que saltas… Pasa de todo.

SHANGAY ⇒ ¿Hay alguna compañera o compañero que te haya sorprendido para bien o para mal?
CELIA VILLALOBOS ⇒ Yo tiendo a tener pocos prejuicios. Decía Einstein que era más fácil dividir un átomo que romper un prejuicio, y con ese tema siempre he tenido mucho cuidado. He hecho grandes amigos, hay una persona a la que adoro que es La Terremoto de Alcorcón, que es la hostia, una tía fantástica. Luego está Flo, Juanjo Ballesta, Jesús Castro… Todos, ahí hay una panoplia de gente maravillosa.

SHANGAY ⇒ ¿Te animarías con otro tipo de realities?
CELIA VILLALOBOS ⇒ No. Masterchef es un talent, es algo muy diferente, no tiene nada que ver con otros realities. Yo ni me voy a una isla ni me encierro en una casa.

SHANGAY ⇒ Esperanza Aguirre le dijo el otro día a Paloma Barrientos en una entrevista para Vanitatis que prefería no opinar de tu participación en Masterchef porque sus palabras darían muchos titulares… ¿Algo que responderle?
CELIA VILLALOBOS ⇒ Para nada, si piensa eso peor para ella. Yo la invito a participar.

fotos: silvia varela


el libro la política apasionada de celia villalobos está editado por península

También te gustará leer

Sophie Ellis-Bextor nos invita a volver (imaginariamente) a la discoteca con su versión de un clásico pop gay

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.