21/10/2020

Duncan Laurence, el ganador de Eurovisión, sale del armario como bisexual

20 mayo, 2019
Léetelo en 1 minuto

Los Países Bajos triunfaron el sábado pasado en la 64ª edición de Eurovisión, que tuvo lugar en Tel Aviv. El cantante Duncan Laurence, que era uno de los favoritos según las casas de apuestas, impresionó al público con su balada Arcade, y obtuvo un total de 492 votos.

Lo que poca sabía es lo que Laurence había contado unas horas antes en la sala de prensa, en la cual salió del armario como bisexual: “Soy más que un artista, soy una persona, soy bisexual, soy músico… Estoy orgulloso de tener la oportunidad de mostrar quién soy”.

Mahmood y Bilal Hassani

Por supuesto, no era el único representante del colectivo LGTBI que vimos en la conocida gala. Primero, estaba el presentador Assi Azar, que poco antes del certamen había contado en la revista Attitude cómo es ser gay en Israel. También tenemos al participante francés, Bilal Hassani que se identifica como gay, y al cantante italiano Mahmood, que en el pasado había hablado sobre la persecución de los gays, aunque no quiere que se le catalogue por su sexualidad.

Desgraciadamente, Hassani fue bombardeado con comentarios homófobos a través de las redes sociales durante y después de la gala; tan deplorables que organizaciones LGTBI francesas (SOS Homophobie y Urgence Homophobie) denunciaron unos 1.500 tuits a la policía.

A pesar de estas reacciones, el colectivo LGTBI fue bien representado en la gala con la actuación de la diva entre las divas, Madonna. La austriaca Conchita Wurst, ganadora de Eurovisión en 2014, cantó también en la gala final. Y Dana International, la drag queen israelí ganadora en 1998, apareció en una de las semifinales cantando una versión de Just The Way You Are de Bruno Mars, con un mensaje muy claro: “Love is love”.

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.