fbpx
24/09/2022 onunla daha iyi ve sıkı partiler geçirerek sikiş gecelere akan beyaz tenli kız geceleri erkek bularak porno ikisi de başka otellere gidip seks yapmaktadırlar porno indir gittiği mekanda olduğunu bildiren bir program sayesinde bakıştığı brazzers porno kızı bulan adam onu ekleyerek derin ve uzun sikiş bir sohbetin ardından onun 18 yaşında çıtır bir azgın hd porno video kız olduğunu anlar kendisinden baya küçük yaşta olmasına rağmen çok sikiş seksi ve yetişkin olan azgınye buluşma teklifi eder sikiş birkaç kez buluştuktan sonra sevgili olurlar porno ve onu gündüzleri sürekli boş olan evine sex video çağırır 18 yaşındaki azgın kızı eve atan anal sex izle adam azgınlıktan fena halde kudurmuş

Olly Alexander: “Si decido dejar el nombre de Years & Years, seréis los primeros en saberlo”

20 septiembre, 2022

Years & Years llenaron de color –bueno, de cuero más bien– el escenario de DCode, en donde actuaron el pasado sábado. Es evidente que Olly Alexander defiende lo de “antes muerta que sencilla”, y muy bien que hizo.

Desde luego, si hubo un artista que no pasó en absoluto desapercibido tanto en la zona de prensa como en su concierto fue Olly Alexander, que a día de hoy sigue utilizando el nombre del grupo con que se dio a conocer –además, le ha seguido acompañando en vivo Mikey Goldsworthy–.

En el cartel de DCode sorprendía, para bien, la inclusión de Years & Years. Una apuesta –la única– clara por el pop bailable y la visibilidad LGTBIQ+ en la cita madrieña del pasado 17 de septiembre. De igual manera que Olly Alexander puso la nota de color en la zona de prensa en que ofreció entrevistas.

Relacionado

Con camiseta que reinvindicaba el espíritu de Tom of Finland, y unos minishorts vaqueros que podían rememorar, por escuetos, los hot pants de Kylie Minogue –con la que colaboró recientemente en el tema–, Olly era todo sonrisas y buena disposición.

El tiempo previsto para su promoción era escaso; apenas contamos con quince minutos para entrevistarle y que posara. Mejor eso que nada, porque era una oportunidad estupenda para ponernos al día con una estrella pop que demostraría horas después sobre el escenario la buena forma en que está.

Porque el show de Years & Years resultó ser una deliciosa petardada repleta de elaboradas coreografías, potentes visuales y medida provocación apta para todos los públicos. Olly enfundado en chaps, y con capacidad para hacer algún reveal; sus bailarines, coquetones y de sexualidad exultante; sus coristas, impecables.

En el escenario, sets variados, que iban desde un WC en donde se apelaba a la belleza de la pansexualidad hasta una cama que, inevitablemente, traía a la memoria aquellas con las que en su día epataban Prince o Madonna. No faltó ni un piano de cola, con el que Olly Alexander comenzó a interpretar su versión del clásico de Pet Shop Boys It’s a Sin.

Fue un concierto con una clara inspiración ochentera, con Olly Alexander reinventando las claves con las que, en aquella década, el pop demostró una apertura digna de reivindicar. Un momento en el que hubo muchas estrellas pop que apostaron por difuminar las fronteras entre géneros e incorporar una teatralidad que se instauró definitivamente en las grandes giras.

No se cansó Alexander de decir que para ellos era un concierto muy especial, porque suponía el último de su gira de verano presentando su más reciente álbum, Night Call. El primero que defiende en solitario –por muy bien acompañado que vaya siempre–, aunque de momento haya decidido seguir utilizando como nombre artístico el de Years & Years.

Antes de dejarse la piel –porque con tanto cuero tuvo que sudar lo suyo–, pudimos charlar brevemente con él. Estaba encantado porque se pudo pasar la mañana del sábado en la piscina, así que llegó de lo más relajado al festival, y se notaba. “Que sea nuestro último concierto en un tiempo lo cierto es que lo hace muy especial”, confirmó una vez más. “Algo tristes nos quedaremos, seguro”.

SHANGAY ⇒ ¿Cómo has vivido la gira de presentación de Night Call?
OLLY ALEXANDER ⇒ Ha sido increíble. Nos hemos convertido en una familia, y el concierto en sí es divertidísimo, para mí supone una descarga de adrenalina tremenda. Es un lujo ofrecer un show tan catártico y festivo. Ha sido una experiencia liberadora. Llevaba años sin actuar en vivo, y como nunca sabes qué puede pasar mañana, he dado gracias cada día de este verano por las experiencias vividas.

“A las personas LGTBI mayores no siempre las escuchamos todo lo que deberíamos”

SHANGAY ⇒ ¿Cómo llevas ser el único miembro al frente de Years & Years?
OLLY ALEXANDER ⇒ Ahora ya bien. Pasé un año y medio algo extraño, acostumbrándome a que ahora este es mi proyecto en solitario. A la hora de crear música ha sido genial, pero al principio se me hacía raro no tener nadie al lado con quien compartirlo. Pero en la gira me he sentido muy arropado, y he llevado a Mikey conmigo tocando el bajo, así que todo lo que he experimentado ha sido positivo.

SHANGAY ⇒ ¿Vas a mantener el nombre?
OLLY ALEXANDER ⇒ Quién coño sabe [risas]. Cuando lo tenga claro, seréis los primeros en saberlo.

SHANGAY ⇒ ¿Tuviste claro enseguida que tu primer disco en solitario querías que sonase 100% bailable y lo más queer posible?
OLLY ALEXANDER ⇒ Sí. Echaba mucho de menos todo eso, debido a la cuarentena y demás. Me volqué en la música que escuchaba cuando era un adolescente, y me propuse recrearla con mi estilo, y dejar claro que no me avergüenzo de mi sexualidad. Es algo que he hecho desde el principio, pero nunca de una manera tan articulada. Y pretendo seguir haciéndolo.

SHANGAY ⇒ ¿No te parece que esa visibilidad es fundamental?
OLLY ALEXANDER ⇒ Por supuesto. A mí me ayuda mucho mostrarme como soy, y también ver a otros artistas que lo hacen. En un mundo en el que sigue siendo tan difícil mostrarte tal y como eres, me inspira cualquier persona que actúa sin miedo.

“Tengo novio desde hace dos años y me siento afortunado, porque no es fácil encontrar a alguien así”

SHANGAY ⇒ ¿Quiénes te inspiran a día de hoy?
OLLY ALEXANDER ⇒ Los que más, mis amigos. Veo a mi alrededor mucha gente que lo pasa mal, porque el mundo está cada vez más loco, y al final, cualquiera que logra sobrevivir día a día es un ejemplo.

SHANGAY ⇒ Tú eres un afortunado en ese sentido…
OLLY ALEXANDER ⇒ Y tanto. Por eso procuro disfrutar de cada momento y mostrarme agradecido.

SHANGAY ⇒ ¿Estás soltero ahora mismo?
OLLY ALEXANDER ⇒ No, tengo novio. También soy afortunado en ese sentido. Nos conocemos desde hace muchísimo, y salimos hace unos siete años, pero lo dejamos. Volvimos cuando la cuarentena, así que llevamos dos años. Le amo, es el mejor, y me hace muy feliz. Es algo que procuro mantener en privado, pero es que es maravilloso… No es tan fácil encontrar a alguien que te haga feliz, así que cuando lo haces, lo ideal es que no se escape [risas].

SHANGAY ⇒ Nuestra última entrevista coincidió con el estreno de la serie It’s a Sin… ¿Cómo recuerdas esa experiencia?
OLLY ALEXANDER ⇒ Me cambió la vida. Aprendí mucho gracias al equipo y a nuestros personajes sobre la crisis del sida a principios de los 80. Conectar con esa parte de la historia de nuestro colectivo fue brutal. Y ver que le llegó de una manera muy profunda con muchísimos espectadores me hizo comprender lo especial de esa aventura.

SHANGAY ⇒ ¿Qué te enseñó a un nivel personal?
OLLY ALEXANDER ⇒ Que es muy duro tener que enfrentarte a un estigma por culpa de la sociedad y un gobierno que miran hacia otro lado cuando ciertas comunidades se enfrentan a problemas muy graves. Y me esforcé por conectar con personas LGTBI mayores, a las que no siempre escuchamos todo lo que deberíamos. Ser tan consciente de que crecí en un país tremendamente homófobo me revolvió mucho… Por eso soy como soy.

Me costó superar la vergüenza que sentía por ser gay y el miedo que me daba el sexo, porque pensaba que era algo muy peligroso; eran sentimientos heredados de generaciones anteriores y tuve que enfrentarme a ellos para dar un paso adelante como persona queer.

SHANGAY ENCIMA ⇒ Encima, tuviste la oportunidad de cantar con Elton John, con el que versionaste el clásico It’s a Sin
OLLY ALEXANDER ⇒ ¡Ya ves! Imagínate, cantar con una leyenda de ese calibre… Fue un honor conocerle y cantar con él. Jamás me habría imaginado algo así.

SHANGAY ⇒ Bueno, ya son muchas las leyendas con las que has colaborado, de Pet Shop Boys a Kylie Minogue…
OLLY ALEXANDER ⇒ Es una locura. Y todas son personas increíbles.

SHANGAY ⇒ ¿Cuál es la próxima leyenda con la que te gustaría colaborar?
OLLY ALEXANDER ⇒ Rihanna, aunque creo que es algo con lo que seguiré soñando durante mucho tiempo [risas]. Me ha encantado lo que ha hecho Oliver Sim en su nuevo disco, que ha tenido la suerte de grabar un tema en él nada menos que con Jimmy Somerville. Adoro a Holly Johnson también. Y por soñar, ¿saber con quién me habría flipado colaborar? Con Sylvester, ¿te imaginas?

SHANGAY ⇒ ¿Tendremos nueva música tuya pronto?
OLLY ALEXANDER ⇒ Estoy trabajando en ello ya. Así que alguna cosa saldrá en un plazo relativamente corto. Y de momento, quiero seguir haciendo bailar con la música que grabe.

FOTOS: JOSEMA MATEOS

Relacionado

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.