26/11/2020

Deborah Ombres: “Lo que está pasando con ‘España Drag Race’ me ha dado un chute de positividad”

20 noviembre, 2020

De la noche a la mañana, Deborah Ombres vuelve a estar en boca de todes. Llevábamos mucho tiempo sin saber de esta mítica drag, que en los últimos años no se ha dejado ver nada. El anuncio de la llegada, en breve, de España Drag Race, la adaptación española de RuPaul’s Drag Race, ha provocado un aluvión de peticiones en redes sociales de las travestis que se espera que formen parte del esperado programa.

Deborah Ombres ha surgido como una de las favoritas de muches para presentar España Drag Race, algo que a ella le ha pillado por sorpresa. Alejada de los medios por decisión propia, hemos querido saber cómo está recibiendo tantas muestras de cariño, y esta reivindicación masiva de la primera drag española que logró una enorme popularidad, y visibilidad en los medios, gracias al programa MTV Hot, que comenzó a presentar en 2001. ¿Llegará a ser la presentadora de España Drag Race? Desde Valladolid, donde vive, nos responde.

SHANGAY ⇒ ¿Cómo has recibido el enorme apoyo en redes de quienes quieren que presentes España Drag Race?
DEBORAH OMBRES ⇒ Con la misma sorpresa que todos. Tengo el perfil de Instagram, la única red social que utilizo, cerrado, y de repente el lunes empezaron a llegarme muchísimas solicitudes de amistad. Estaba trabajando [prefiere no decir dónde] y no entendía nada. Cuando amigos empezaron a darme la enhorabuena porque me dijeron que iba a presentar la versión española de RuPaul’s Drag Race les tuve que decir que era la primera noticia que tenía. Yo, que me quedé en MySpace y Fotolog, tuve que aprender a mirar los trending topics para verme [risas]. Estoy supersorprendida y muy agradecida, es algo que no me esperaba para nada, y ha sido todo un chute de positividad.

“La fama nunca me ha atraído. Llegó un momento en que tuve claro que no todo me valía para seguir en la tele”

SHANGAY ⇒ ¿Has tenido algún contacto ya con la productora?
DEBORAH OMBRES ⇒ No. Es que esto me pilla mayor, y me lo voy a tomar con tranquilidad; lo que tenga que ser, será. Si tengo que presentarlo yo, estupendo, y si lo hace otra persona, igualmente estupendo. No estoy haciendo nada por moverlo; si tiene que venir, vendrá. Pero me encantaría, obviamente, presentar el programa.

SHANGAY ⇒ ¿Fue RuPaul uno de tus referentes cuando nació Deborah Ombres?
DEBORAH OMBRES ⇒ Realmente no, lo fue la película Priscilla, reina del desierto. Pero le entrevisté una vez en MTV, cuando sacó un single con Gitta [Brigitte Nielsen]. Y su trayectoria es incuestionable, ya nos gustaría a muchas llegar a tenerla parecida.

SHANGAY ⇒ ¿Eres seguidora de RuPaul’s Drag Race?
DEBORAH OMBRES ⇒ Sí, pero no soy una obsesa de las que se han visto todo. De hecho, me enteré hace bien poco de que existe ya una edición holandesa, por ejemplo. Mis amigos de Londres [donde estuvo viviendo ocho años], por ejemplo, sí son fanáticos… Me he visto recientemente la última edición de All Stars, y la disfruté.

¿Sabes lo que más me gusta del programa? Que en cierto modo me recuerda a mis inicios en televisión, porque empezó siendo algo muy modesto, hecho con poco dinero. Que haya tomado la dimensión que tiene a nivel internacional, haciendo todo como les da la gana, me encanta. De las primeras temporadas, las que llamo ‘las baratas’, he visto pocas, pero luego me enganché.

SHANGAY ⇒ ¿Echas de menos Londres?
DEBORAH OMBRES ⇒ Sí, porque fue una época muy buena para mí, y me encantaría volver cuando se pueda a pasar una temporada. Tengo muy buenos recuerdos, y dejé grandes amigos allí.

SHANGAY ⇒ La última vez que te vimos fue cuando en 2017 fuiste a promocionar el WorldPride de Madrid a Nueva York. ¿Por qué llevas tanto tiempo sin aparecer?
DEBORAH OMBRES ⇒ Por agotamiento, y porque me apetecía tranquilidad. A raíz de aquello volví a Madrid, y fue una época de muchas decepciones. La entrada fue triunfal, me llamaban de todos los locales para trabajar, y me quemé bastante. Me estaba forzando a hacer algo que no me apetecía, por todo lo que supone volver al mundo de la noche. No me lo pasaba bien trabajando, lo veía, así que decidí parar. Por eso me quité incluso todas las redes, que no retomé hasta la cuarentena. Siempre que he trabajado, tanto en televisión como en la noche, era porque me apetecía y porque aprendía cosas. En el momento en que algo no me motiva, pierdo todo el interés. Así que decidí parar, volver a Valladolid y tomarme un respiro.

“Esto de España Drag Race me pilla mayor, y me lo voy a tomar con tranquilidad; lo que tenga que ser, será”

SHANGAY ⇒ ¿Qué pasó con Reinas, esa adaptación de RuPaul’s Drag Race que ibas a presentar?
DEBORAH OMBRES ⇒ Llegamos a grabar el piloto en Barcelona, a la vuelta de Nueva York del evento del WorldPride, pero ahí se quedó.

SHANGAY ⇒ ¿Qué recuerdos te trae la etapa en MTV?
DEBORAH OMBRES ⇒ Ahora que tengo 45 tacos, me recuerdo superjoven y muy inconsciente en algunos aspectos. Había días en que no me veía la cara de chico, como mucho, cinco minutos antes de dormirme. Me pasaba montada todo el día. Solo tengo buenos recuerdos, porque me lo pasé muy bien y aprendí muchísimo. Conocí a gente estupenda; sin ser yo de ídolos, pude entrevistar a artistas estupendos, e incluso salí de fiesta con algunos. Fue una etapa maravillosa.

SHANGAY ⇒ ¿No piensas que hiciste más historia de lo que realmente eres consciente?
DEBORAH OMBRES ⇒ Nunca fuimos conscientes de nada, porque no dejaba de ser un canal que emitía por cable. No teníamos ni idea de a quién estábamos llegando. De ese desconocimiento, y con cierta marginalidad, me daban plena libertad para hacer y decir lo que quisiera, no había censura. En cadenas generalistas no es igual. Y la dimensión que cogió fue absolutamente inesperada. Ya había estado dando patadas en cabarets mucho antes, pero claro, lo de MTV supuso saborear la fama, mi razón de ser y el motivo por el que se me abrieron muchas puertas.

SHANGAY ⇒ ¿Cómo es que no te hiciste adicta a la popularidad? Porque siempre que te ha apetecido, has desaparecido, sin importarte que el público se pudiera olvidar de ti…
DEBORAH OMBRES ⇒ Nunca me he movido por eso. He hecho mucha mamarrachada por dinero, por si me pegaban un empujón, y siempre me he arrepentido. Y cuando me han ofrecido cosas que no me apetecían, las he rechazado. Igual que cuando algo me aburre, sé que tengo que dejarlo. Nunca he estado pendiente de la fama, porque en mi vida he hecho de todo después de hacer televisión: he fregado platos, he trabajado en Zara de cajero…, y todos esos trabajos me han aportado cosas positivas.

Llegó un momento en que tuve claro que no todo me valía para seguir en la tele, y que si tenía que parar o desaparecer, lo iba a hacer. Agradezco mucho el cariño de la gente, pero la fama nunca me ha atraído. Afortunadamente, he mantenido a mi alter ego en la oscuridad, y eso ayuda, porque con la cara lavada no me para nadie por la calle. Este revuelo en torno a lo de RuPaul’s Drag Race está siendo una locura, pero a mí no me afecta, mi vida va a seguir salga esto o no.

“He hecho mucha mamarrachada por dinero, y siempre me he arrepentido”

SHANGAY ⇒ ¿Qué travestis te haría ilusión que pasaran por España Drag Race?
DEBORAH OMBRES ⇒ No he hecho casting, la verdad [risas]. Pero hay gente que se merece muchísimo estar, travestis que llevan trabajando muchísimo tiempo, con capacidades artísticas increíbles. A lo mejor no tienen miles de seguidores en Instagram, y a lo mejor están currando en la calle en estos momentos tan duros que se están viviendo en el mundo del espectáculo.

No puedo olvidarme de Tavi Gallart, que sale con su saxofón montada. O de Sharonne. Para mí son referentes del espíritu drag, y de nuestra lucha. Hay artistas muy válidas que no están ahora mismo en las quinielas. Confío en que la gente de Atresmedia se piense muy bien ese casting, independientemente de que yo lo vaya a presentar o no, que para mí no es lo importante.

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.