21/10/2020

Itzan Escamilla: “Quiero aprovechar mi popularidad por ‘Élite’ para visibilizar problemas con los que me identifico”

16 octubre, 2020

A punto de cumplir 23 años (el 31 de octubre), Itzan Escamilla no tiene suficiente con estar rodando la tercera temporada de Élite, y ha querido involucrarse en una nueva iniciativa que surge a raíz de sus experiencias con las redes sociales (“para lo que te interesa, se encuentra tiempo como sea”). Sin duda, son especialmente intensas desde que el brutal éxito de la serie que le ha catapultado al éxito global gracias a dar vida al atormentado Samu.

Con más de siete millones de seguidores en Instagram, Itzan se planteó utilizar su popularidad para crear, junto al experto en marketing digital Gonzalo Vila, una plataforma desde la que ayudar a promulgar el mejor uso posible de Internet entre los jóvenes. Así ha nacido Kopskam –un término sueco que denuncia el consumo irresponsable–, que pretende ser un foro abierto en el que poder compartir los problemas psicológicos y sociales derivados del uso de las redes.

Cómo no, Escamilla llega a la entrevista luciendo su camiseta #NotASocialGuy (“aunque yo no soy un chico antisocial”), el primer toque de atención de su recién creada comunidad, cuyas ventas irán íntegramente destinadas a AEPAE, la Asociación española para la prevención del acoso escolar. “Y queremos ir desarrollando acciones para ayudar a los jóvenes que han sufrido ciberbullying o acoso físico”.

“Tenemos mucho que aprender sobre las redes, y busco reflexionar junto con otras personas dentro de una comunidad”

Habla con idéntica pasión, en un día de descanso de la grabación de la tercera temporada de Élite, tanto de su –aún incipiente– trayectoria profesional como de su –recién nacida– plataforma. Y recordamos juntos su primera experiencia teatral, Los universos paralelos, que en 2017 me permitió descubrirle como actor y dio pie a que nos conociéramos personalmente. Ha llovido, pero Itzan Escamilla se sigue emocionando al recordar aquella oportunidad. “Me genera mucha nostalgia. Y me encantaría volver pronto al teatro para coger más tablas sobre el escenario”, confiesa.

SHANGAY ⇒ ¿Has retomado el rodaje de Élite con ganas?
ITZAN ESCAMILLA ⇒ Sí. Además, va a tener otro rollo, y estoy contento de poder hacer cosas distintas en ella con el personaje. Que todo tenga nuevos aires mola, la temporada la veo más liviana.

“No digiero el boom de Élite todavía. Hay una parte que la he conseguido normalizar, pero me sigo sorprendiendo a diario”

SHANGAY ⇒ ¿Está menos intenso Samu [su personaje]?
ITZAN ESCAMILLA ⇒ ¡Mucho menos intenso! [risas]. Estaba deseando que pasara, así que guay. Y con los nuevos compañeros muy bien. A alguno ya le conocía de antes, como a Pol [Granch], que es amigo mío desde los quince años. Coincidimos en un curso de Cristina Rota y nos empezamos a llevar muy bien. Por eso me hizo tanta ilusión que entrase en la serie esta temporada, aunque no coincidimos mucho en escenas.

SHANGAY ⇒ ¿Eres tan intenso como Samu?
ITZAN ESCAMILLA ⇒ Hombre, Samu tiene muchas cosas mías, empezando por mi cara. Y no lo he creado de la nada, sino utilizando aspectos personales. Pero soy bastante más relajado que él; si no, ya me habría pegado un tiro [risas].

SHANGAY ⇒ ¿Tu personaje preferido de la serie?
ITZAN ESCAMILLA ⇒ Guzmán [interpretado por Miguel Bernardeau], no sé por qué, pero me cae muy bien.

SHANGAY ⇒ ¿Echas de menos a los compañeros que ya no estarán en la tercera temporada?
ITZAN ESCAMILLA ⇒ Mucho. Pensaba que estábamos hartos los unos de los otros, pero no. Me da mucha pena que no estén ya, se nota la ausencia. Porque hemos hecho piña.

“Es una suerte que tanta gente se haya sentido identificada con la historia de Omander, para que les ayude a empoderarse”

SHANGAY ⇒ ¿Cómo te sientes volviendo de nuevo al instituto?
ITZAN ESCAMILLA ⇒ El viaje que estoy viviendo en Élite está siendo muy parecido al que viví cuando iba al instituto de verdad. Empecé con la sensación de “ostras, ¿dónde estoy?”; hay días que siento que no puedo más, y otros pienso en lo que lo voy a echar de menos cuando se acabe [risas].

SHANGAY ⇒ Unas de las cosas más positivas que ha generado Élite es la visibilidad LGTBI provocada por el fenómeno global que ha supuesto Omander
ITZAN ESCAMILLA ⇒ Ha sido una suerte que se haya dado esa visibilidad, y que tanta gente se haya sentido identificada con su historia, para que les ayude a empoderarse.

SHANGAY ⇒ ¿Has digerido ya el boom de Élite?
ITZAN ESCAMILLA ⇒ No lo digiero. Hay una parte que la he conseguido normalizar, pero me sigo sorprendiendo a diario, te lo prometo. Por eso también me surgió la necesidad de crear Kopskam, porque he reflexionado mucho sobre este boom. Justo antes del confinamiento, estaba con mi amigo Gonzalo y empezamos a plantearnos el proyecto, a darle forma. Quería dar visibilidad a una problemática con la que me sentía identificado, y aprovechar mi popularidad para ello. Porque no dejo de darle vueltas al tema de las redes sociales desde que se disparó todo.

“Hay que tener conocimientos sobre las redes sociales para saber gestionarlas; más si tienes un número de seguidores como el mío, porque todo se multiplica”

SHANGAY ⇒ Entonces, realmente te afectó esa popularidad inmediata y desbordada…
ITZAN ESCAMILLA ⇒ A todos nos afectó. Y me di cuenta de que hay que tener conocimientos sobre las redes sociales para saber gestionarlas; más si tienes un número de seguidores como el mío, porque todo se multiplica.

SHANGAY ⇒ ¿Qué has aprendido a la hora de gestionar tus redes tras el boom?
ITZAN ESCAMILLA ⇒ A no hacer tanto caso ni a lo bueno ni a lo malo. Hay que saber relativizarlo todo, y no es fácil. Yo no pretendo enseñar, porque no tengo los conocimientos necesarios, ni convertirme en abanderado de nada. Lo que busco es reflexionar junto con otras personas dentro de una comunidad. Tenemos mucho que aprender sobre las redes, porque son parte importante de nuestro día a día.

SHANGAY ⇒ ¿Sigues llevando tú tus redes?
ITZAN ESCAMILLA ⇒ Sí, no tengo a nadie. No soy tampoco muy activo, no quiero depender de estar subiendo cosas a todas horas. Obviamente, antes de subir algo me lo pienso, como todos; tenemos una puerta de visibilidad muy grande, y da vértigo.

SHANGAY ⇒ ¿Qué opinas de que haya castings en los que prima más de primeras el número de followers que el talento?
ITZAN ESCAMILLA ⇒ Es un tema delicado… Obviamente, no estoy a favor de ello, aunque lo entiendo, por lo que supone de cara a la visibilidad de un proyecto. Pero hay que esforzarse por dar oportunidades a gente nueva en base a su talento y no a sus seguidores.

“Me encantaría volver pronto al teatro para coger más tablas”

SHANGAY ⇒ Tras crear la camiseta con que habéis dado visibilidad a vuestro proyecto ha venido una comunidad virtual…
ITZAN ESCAMILLA ⇒ Es en lo que queremos centrarnos con Kopskam. Iremos lanzando acciones para concienciar de diferentes maneras sobre lo que suponen nuestras relaciones en el ámbito digital. El mensaje comenzamos a lanzarnos con la camiseta, que te lleva a una web, y a largo plazo lo que queremos crear es una comunidad para que la gente dialogue y comparta sus preocupaciones, e ir viendo qué es lo que nos llama la atención y cómo podemos contribuir, con la ayuda de expertos, a solucionar los problemas que se planteen y contribuir a hacer de las redes sociales un espacio constructivo. Es el momento de sentar las bases de una educación, y empoderarnos a través de ellas. Porque, ahora mismo, la gente está más pendiente de las vidas paralelas que se comparten ahí que de la real…

SHANGAY ⇒ ¿Cómo te planteas tu futuro profesional?
ITZAN ESCAMILLA ⇒ Con mucha ambición y muchas ganas.

FOTOS: RUBÉN VALLEJO

ASISTENTE: ALBA SÁNCHEZ

MÁS INFO EN KOPSKAM.CO

x

Shangay

Toda la actualidad LGTB + Cultura + Sexy + Ocio. Contenidos exclusivos cada semana en tu correo.